URGENTE

Escolares en el aeródromo

“El Cornicabral” de Beas de Segura celebra una jornada de puertas abiertas
  • jornada. Los pequeños conocieron las instalaciones del aeródromo y las aeronaves que permanecen en los hangares.
    jornada. Los pequeños conocieron las instalaciones del aeródromo y las aeronaves que permanecen en los hangares.

El aeródromo “El Cornicabral”, ubicado en el municipio de Beas de Segura, recibe la visita de un grupo de escolares, que se enmarca dentro del programa “Aviación en las aulas jienenses”. Esta iniciativa tiene como principal objetivo el de presentar e introducir el mundo de la aeronáutica a la población estudiantil de la provincia y así darla a conocer en sus distintas facetas. Los participantes, en los cursos de infantil, pudieron disfrutar de un día en esta pista de aterrizaje, ubicada junto al polígono industrial del mismo nombre. Como colofón, disfrutaron de un almuerzo en el bar del aeródromo, visitaron la torre de control, donde los pequeños cogieron los micrófonos de las radios para “controlar los aviones”, visualizaron de un vídeo en una de las aulas del centro y recorrieron los hangares, donde todos subieron en un avión “Rallye 180”.

Previamente, se organizaron unas jornadas de puertas abiertas en “El Cornicabral”, destinadas a cualquier vecino de la comarca interesado. A esta cita se sumaron 44 aeronaves, que volaron desde las provincias de Segovia, Madrid, Toledo, Valencia, Alicante, Murcia, Granada, Sevilla, Cádiz y Málaga, entre otras. A la llegada de las aparatos, se procedió al repostaje, a la acreditación de las tripulaciones y la entrega de una bolsa, por cada uno de los aviones, que contenía, como obsequio, una botella de aceite de oliva virgen extra de la Sierra de Segura, un cartel del evento y una invitación a una comida para cada uno de los participantes. Posteriormente, se realizó la jornada de puertas abiertas al público visitante, que incluyó vuelos de exhibición, en los que se vivieron algunos bautizos aéreos, que sorteados previamente, hicieron las delicias de visitantes que por primera vez se subían a una aeronave. La jornada concluyó, al mediodía, con un almuerzo de hermandad de todos los participantes en las instalaciones del bar-restaurante del aeródromo. De las cocinas del establecimiento salió un exquisito arroz.

Poco después, los pilotos fueron despegando hacia sus respectivos aeródromos de origen, de las 44 aeronaves que participaron en esta cita en el municipio de Beas de Segura. Juan Manuel García de Vinuesa, portavoz de la organización y responsable de esta aeródromo, destaca sobre esta actividad: “La alta participación, unida a unas condiciones climatológicas excelentes, han hecho de la jornada un buen día para pilotos y acompañantes”.

Dos pistas, hangares y repostaje

El aeródromo “El Cornicabral” dispone de dos pistas asfaltadas, que tienen 15 metros de ancho, con márgenes de seguridad de 7,5 a cada lado de tierra. Una, la 09-27, con 1.500 metros, y la 16-34, con 600 metros. También hay espacio para acampada, hangares, un restaurante e instalaciones para repostar combustible. Se encuentra ubicado en el término municipal de Beas de Segura.