Actualizado
lunes, 19 agosto 2019
13:49
h
URGENTE
  • DESTROZADOS. Estado en que quedó el vehículo implicado en el segundo de los accidentes en la A-312. (José Herreros)
    DESTROZADOS. Estado en que quedó el vehículo implicado en el segundo de los accidentes en la A-312. (José Herreros)

Jornada negra en las carreteras jiennenses. Un varón de 50 años, natural de Murcia, ha resultado fallecido a última hora de este jueves tras salirse de la calzada el camión que conducía por la autovía A-4 a la altura de la localidad jiennense de Lopera.

Según informa el servicio unificado de emergencias 112 Andalucía, un aviso recibido sobre las 21.30 horas alertaba de que un camión se había salido de la vía en el kilómetro 343 de la A-4, había volcado y su conductor había quedado atrapado en la cabina.

Acto seguido se dio aviso a los Bomberos de Andújar (Jaén), Policía Local, Guardia Civil de Tráfico, Mantenimiento de Carreteras y Empresa Pública de Emergencias Sanitarias (EPES).

Los sanitarios confirmaron al 112 el fallecimiento del conductor, un hombre de 50 años, que tuvo que ser rescatado por los bomberos tras quedar atrapado en el interior del vehículo.

La circulación quedó normalizada, si bien se cortó el tráfico del carril derecho de la A-4 entre los kilómetros 342 y 343 durante la intervención de los operativos.

Por otro lado, un hombre, de 84 años y vecino de Santisteban, falleció a última hora del miércoles como consecuencia de las graves heridas sufridas en un accidente de tráfico. En el percance, registrado en el kilómetro 55 de la A-312 esa misma tarde, también resultó herida grave su esposa, que se encuentra hospitalizada a la espera de ser intervenida quirúrgicamente. El siniestro se produjo a la altura del polígono “El Condado”, cuando se produjo un choque frontal entre dos vehículos. El matrimonio que ocupaba uno de los coches, vecinos de Santisteban, resultaron heridos graves. El hombre fue trasladado en helicóptero hasta el hospital de Jaén, pero no se pudo hacer nada por salvarle la vida. Falleció durante la madrugada, según confirman las fuentes consultadas. El octogenario fue enterrado ayer en Santisteban.

Se da la circunstancia de que ayer se produjo un segundo siniestro prácticamente en el mismo lugar, en el fatídico kilómetro 55 de la A-312. Dejó dos heridos también graves. Se trata de un hombre y su hija, de 38 años, vecinos de Beas de Segura, según las primeras informaciones. Al parecer, viajaban hacia su pueblo cuando, según algunos testigos, el conductor perdió el control del coche, que terminó en mitad de la calzada. Las dos víctimas fueron trasladadas al Hospital de Linares. Al cierre de esta edición, no habían trascendido datos sobre su estado.

En Santisteban son muchos los que, en las últimas horas, alzan la voz para pedir mejoras de seguridad en una carretera en la que, según dicen, se producen “muchísimos accidentes”. El acceso al polígono “El Condado” es un tramo especialmente peligroso. Este año, ya se ha superado el número las víctimas mortales que se ha cobrado la carretera registrado en 2016.