URGENTE

El virgen extra saca cabeza

Las fábricas ahora están más centradas en la campaña y producción que en la venta

La evolución de los precios del aceite de oliva son “mobiles” como la “donna”, es decir, cambiantes. A medida que se generaliza el arranque de motores en las almazaras y el preciado líquido empieza a llenar los depósitos y a haber existencias, en una campaña que se prevé espléndida, la subida de precios pisa el freno y se estabilizan o descienden. Esa, al menos, ha sido la tendencia en esta última semana con el aceite picual, que es el más extendido en la provincia.

El observatorio de precios de la web de Infaoliva señala que el virgen extra se vendió el pasado miércoles a 2,650 euros el kilo, y ese mismo precio lo ha mantenido hasta ayer martes que experimentó una ligera subida, hasta los 2,675 euros el kilo. El virgen también comenzó con buena nota en ese periodo, 2,506 euros el kilo y, a partir de ahí, un descenso, se mantuvo en 2,494 euros, hasta que ayer martes cayó a los 2,464 euros. Un comportamiento similar tuvo el lampante. El pasado miércoles estaba a 2,458 euros, el jueves bajó a 2,446 y, finalmente, ayer se pagó por él 2,404 euros/kilo.

Por otro lado, la asociación agraria Asaja Jaén señala que la tendencia del mercado de aceite de oliva, hasta el 3 de diciembre, fue de bajada durante la última semana “una vez que la recogida de la aceituna se ha generalizado”. La media a la que bajó, dice, fue de 9 céntimos por kilo en origen y se vendió en el mercado nacional el kilo de aceite a 2,83 euros.

El virgen extra, explica Asaja, siguió por encima de la barrera psicológica de los 3 euros de media por kilo. Pero, aclara que no fue así en el caso concreto del picual de Jaén, “que durante estas últimas semanas ha cotizado más bajo que la media nacional, situándose el precio del virgen extra a 2,86 euros por kilo de media y la media a 2,62 euros, en la que se incluirían el resto de categorías”. En cuanto a las salidas al mercado, se mantuvieron similares a las de la semana anterior, aunque las de Jaén fueron ligeramente inferiores.

Este ha sido el comportamiento de los precios en origen en la última semana, pero las ventas pintan un panorama halagüeño, ya que estas aumentaron. Un buen punto de partida para feliz comienzo de campaña.

Las exportaciones de aceite de oliva registraron cifras récord el pasado mes de octubre, según los datos del Boletín de Mercado del Ministerio de Agricultura. La comercialización total llegó a las 117.300 toneladas, lo que supone un 8 por ciento más que el mismo periodo en el año anterior.

Hubo unas exportaciones récord en el primer mes de campaña con un mercado interior que pierde representatividad en el conjunto de salidas al mercado por el fuerte incremento de las exportaciones. Las partidas de aceite que se vendieron al extranjero rondan las 85.000 toneladas, lo que supone un 7 por ciento más que la campaña anterior y un 24 por ciento más que la media de las cuatro últimas campañas.

Respecto a la situación del mercado, en líneas generales, los precios del aceite de oliva aumentaron ligeramente en la provincia, al igual que también lo hicieron en el ámbito internacional. Las cotizaciones del aceite de oliva virgen extra se situaron por encima de las de España en otros países productores del arco mediterráneo, como son Italia, Grecia y Túnez. La producción de aceite en el primer mes de campaña fue de 7.100 toneladas, lo que representa un 75 por ciento menos que el de la campaña anterior y un 69 por ciento menos que en las cuatro últimas campañas. El mercado español alcanzó la cifra de 32.300 toneladas, una cantidad que sube en un 13 por ciento respecto a la anterior, pero cae un 4 por ciento respecto a la media de las cuatro últimas.

El volumen total de existencias es de 275.500 toneladas, lo que aumenta en un 6 por ciento respecto a la media de las cuatro campañas anteriores.

El aceite almacenado en las almazaras alcanza las 132.500 toneladas; en la Fundación Patrimonio Comunal Olivarero hay 6.000 toneladas, mientras que las envasadoras, operadores y refinerías acumulan otras 137.000 toneladas de aceite de oliva. El mercado, hoy, se encuentra muy parado, ya que las fábricas están centradas en la producción y los envasadores tienen un “stock” suficiente.

El virgen y el
lampante tuvieron una caída en el precio, mientras que el extra
repunta al alza