URGENTE

Nueve zonas de baño pasan el examen para la temporada alta

Salud realiza los primeros análisis y se repetirán hasta septiembre
  • EN LAS VILLAS. Piscina natural en el río Aguascebas, afluente del Guadalquivir, en Mogón, población de Villacarrillo, en la entrada al Parque Natural.
    EN LAS VILLAS. Piscina natural en el río Aguascebas, afluente del Guadalquivir, en Mogón, población de Villacarrillo, en la entrada al Parque Natural.

Cuando los termómetros superan ya con facilidad los 40 grados y con un aviso de nivel naranja por altas temperaturas en vigencia, Jaén tiene nueve espacios extraordinarios para esquivar estos rigores estivales. Son las zonas naturales autorizadas para el baño, en las que se controlan sus condiciones higienico-sanitarias para evitar contaminación que pueda resultar perjudicial para la salud. No será hasta el lunes cuando comience oficialmente la considerada temporada alta, pero ya han pasado el “examen” previo y todas son aptas para el baño. Así lo confirma la delegada territorial de Salud y Familias en Jaén, Trinidad Rus, a Diario JAÉN, que explica que antes de que empiece la temporada alta este 1 de julio, por parte del laboratorio provincial, ya se han realizado las pruebas previas y los resultados son positivos en todas las zonas. Después, en cada quincena, hasta el 31 de agosto, cuando se “cierra” la temporada, se repetirán para comprobar que se mantienen los parámetros dentro de la normalidad.

Las nueve áreas autorizadas para el baño en los ríos y pantanos de la provincia de Jaén, como recuerda la propia delegada de Salud, son el Charco de la Pringue, en Villanueva del Arzobispo; la piscina natural del Aguascebas, en Mogón, de Villacarrillo; la Peña del Olivar en el arroyo Los Molinos, en Siles; la playa del Tamujoso, en el embalse del Rumblar, en Baños de la Encina; el Charco de la Cuna, en Santiago-Pontones; la zona del Coscojal en el Río Jándula y el embalse del Encinarejo, en Andújar, y el río Linarejos y el Puente de las Herrerías, en Cazorla. Estas hacen de la costa interior jiennense una de las más amplias de España y, además, se encuentran la mayoría dentro de sus cuatro parques naturales y en el río Guadalquivir o sus afluentes.

Estos análisis cuentan con diferentes pruebas, como destaca la responsable de Salud en Jaén. Por un lado, se realizan análisis microbiológicos, en los que se miden las bacterias enterococo intestinal y escherichia coli. A estas les acompañan inspecciones visuales para comprobar, entre otros parámetros, la transparencia y el color, junto con la presencia de aceites minerales, residuos alquitranados, cristal, plásticos, madera, caucho, algas en descomposición o cualquier otro organismo que pueda afectar a la salubridad. Y, como destaca Rus, tras esta valoración, las nueve zonas se encuentran dentro de los parámetros de normalidad, sin ningún tipo de riesgo. Reconoce, asimismo, que si en alguno de los análisis posteriores, que se realizan cada quince días, aparece algún tipo de contaminación se marcarán, desde la Delegación Territorial, las pautas, desde desaconsejar al baño hasta su prohibición.

Al ser este un año con escasez de lluvias, asegura que más que afectar a la posible contaminación por bacterias, puede suponer una mayor presencia de materiales que se examinan en las inspecciones visuales, por la menor corriente de agua, pero que, por el momento, no hay problema. En cuanto al mantenimiento de las zonas, depende de los ayuntamientos. Cada mes de mayo, como explica Rus, Salud traslada una ficha en la que realizar el seguimiento de las acciones para incluirla en el informe de calidad sanitarias, en el que también se recoge la información de los cuatro años anteriores.

La Agencia Estatal de Meteorología prevé mantener para hoy avisos de nivel naranja (riesgo importante) en zonas de Cazorla y Segura, Sierra Morena y El Condado, y Valle del Guadalquivir, por la probabilidad de que se alcancen hasta 41 y 42 grados. En la capital y su entorno, el aviso es de amarillo, por máximas de 38 grados.

Más atención por las alertas de calor para los usuarios de Teleasistencia

El servicio de Teleasistencia de la Junta de Andalucía ofrece recomendaciones para prevenir los efectos del calor en las personas mayores y en situación de dependencia, en colaboración con el Plan Andaluz para la prevención de los efectos de las temperaturas excesivas, puesto en marcha por la Consejería de Salud y Familias. En la actualidad, son 229.365 personas usuarias de este servicio público de Teleasistencia, tanto mayores de 65 años como personas en situación de dependencia y con discapacidad, que tendrán acceso a información y recomendaciones ante las altas temperaturas.

Entre las personas atendidas por el servicio de Teleasistencia hay un perfil mayoritario de personas con más de 80 años (la media de edad es de 81), que es considerado como un colectivo más sensible al exceso de calor en el ambiente. Durante todo el verano se ofrecerán recomendaciones a las personas usuarias de teleasistencia relacionadas con las altas temperaturas como, por ejemplo, evitar salir en las horas más fuertes de sol y mantener una correcta hidratación. Asimismo, cuando se produzca una situación de alerta (según la información de la Aemet) se intensificará la atención y se realizará un especial seguimiento a la población que presenta mayor riesgo.