Actualizado
lunes, 19 agosto 2019
10:37
h
URGENTE

Aliento a la lucha por la cultura

Reconocimiento a la “Huerta de San Antonio” y la Coral Ubetense por el 28F

Noche de reconocimientos y emociones. El Auditorio del Hospital de Santiago acogió la celebración del acto institucional conmemorativo del trigésimo noveno aniversario de la aprobación del Estatuto de Autonomía de Andalucía, una ceremonia en la que se entregó un reconocimiento público a la Fundación Huerta de San Antonio y a la Agrupación Coral Ubetense, instituciones que participan activamente de la vida cultural y social de la ciudad de Úbeda.

La Fundación Huerta de San Antonio nació el 13 de abril de 2013 y, desde ese día, trabaja intensamente por y para la rehabilitación de la iglesia de San Lorenzo, espacio que, gracias al convenio firmado con el Obispado de Jaén, se ha recuperado para la cultura y que se suma como un recurso turístico más de la ciudad. San Lorenzo acoge, a lo largo del año, multitud de actividades culturales, como exposiciones, conciertos y obras de teatro, entre otras iniciativas, tanto propias de la fundación como de otros colectivos de la ciudad, como puede ser “Peor para el sol”. Estos son algunos de los motivos por los que la Fundación Huerta de San Antonio recibió tal distinción, que recogió Antonio Berlanga. Este quiso hacer extensivo este reconocimiento a todos los que lucharon para que San Lorenzo no desapareciera víctima del abandono, especialmente, los vecinos del barrio y su asociación cultural: “Los que lanzaron el grito de ‘Salvemos San Lorenzo’ y no cesaron de denunciar la triste muerte que parecía anunciada. Somos deudores —y siempre lo hemos dicho— de todo aquel ingente y constante trabajo”. “Un reconocimiento en el que entendemos que está representada la sociedad civil comprometida con el patrimonio, que va por delante de las instituciones, a quienes entienden que el patrimonio no es una carga, sino un recurso, a quienes creen que, como escribió Unamuno, hasta una ruina puede ser una esperanza”, defendió. En su día, apostaron por un modelo distinto, “abierto por obras”, pues la recuperación de los espacios no es restaurar piedras, sino darles vida. Un empeño en el que, reconocen, no han estado solos. A ello han contribuido colectivos, estudiantes, poetas, diseñadores, empresas turísticas, cantantes y hortelanos. “Así como las personas que visitaron San Lorenzo el año pasado, para que San Lorenzo sea un símbolo de la sociedad civil comprometida con el pasado pero vigilante del futuro”, añadió. También hubo un ruego para que las administraciones sean “flexibles” con proyectos que “se hacen, haciendo”, que no buscan el lucro, sino una apuesta “distinta” por la recuperación y puesta en valor del patrimonio. Pidió que aprueben una auténtica ley del Mecenazgo que ayude a sensibilizar y comprometer a las empresas y a la sociedad con proyectos como el suyo.

Por su parte, el director de la Agrupación Coral Ubetense, Ramón Ramos Carrero, mostró el orgullo de todos y cada uno de los miembros de su formación al recoger el reconocimiento. Este es un colectivo con una historia de cuarenta años, ya que nació en 1979, en los que ha paseado orgullosa el nombre de Úbeda allá por donde han actuado. Su germen fue el Coro Parroquial de San Juan Bautista (Safa), por ello, su local de ensayo se encuentra en sus salones parroquiales. La Coral Ubetense cuenta con un amplio repertorio en el que se encuentran piezas como el “Requiem”, de Fauré; “Gloria”, de Vivaldi; el “Mesías”, de Haendel, o el “Requiem en Re menor K626”, de Mozart.

La Agrupación Coral deleitó al público asistente con la interpretación de varios temas, como el himno de Úbeda. Por su parte, la Agrupación Musical Ubetense interpretó el Himno de Andalucía en esta velada que sirvió de antesala para la celebración del día de la comunidad autónoma.