Actualizado
lunes, 22 julio 2019
01:36
h
URGENTE

Patrimonio por preservar

Ver comentarios

El nuevo equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Jaén quiere darle una vuelta, valga la expresión, a la conservación y puesta en valor del patrimonio visible y oculto de una ciudad que, la mayoría de las veces, sabe venderse poco y mal. Junto a la Catedral de Jaén, la intención de los nuevos dirigentes es conseguir que los abrigos rupestres del término sean también considerados Patrimonio de la Humanidad. Una loable intención que tendrá que trabajarse mucho porque los organismos evaluadores así lo requieren. Está claro que no se puede improvisar en dichos informes previos y otra candidatura fallida no tendría sentido y cortaría de raíz cualquier posibilidad. Las recomendaciones, por ejemplo, en cuanto al entorno de la Catedral son expresas y saltan a la vista de cualquier ciudadano. El proyecto es ambicioso, sin duda, y requerirá compromisos explícitos de administraciones, organismos públicos y privados y, como está en curso, el de la propia Universidad de Jaén en cuanto a detallar los pilares académicos de la valía de la propuesta. En la ronda de contactos con todos los colectivos culturales de la ciudad también se adelantó la intención de crear una oficina técnica de patrimonio histórico y cultural donde estarán representados todos los estamento municipales que están implicados en la conservación del patrimonio monumental de la ciudad. Medidas que buscan reactivar la defensa cultural de una ciudad que debe creer más en los tesoros que alberga, pero que para ello se requiere inversión para ponerlos en valor, acciones promocionales y mejorar los entornos de unos espacios que, en ocasiones, brillan menos por su “contexto”. La hoja de ruta es buena, aunque requiere de trabajo e inversión.