La mujer en el mundo rural

    22 jul 2021 / 16:16 H.
    Ver comentarios

    La violencia de género preocupa en pequeñas y grandes ciudades, pero nunca hay que olvidar el mundo rural. Es en estos lugares donde, en líneas generales, hay más dificultad para que las mujeres puedan acceder a un trabajo remunerado y, cuando lo consiguen, su destino laboral está relegado, principalmente, al trabajo digno de cuidado de personas mayores y niños. La situación obliga a las administraciones con competencias en la materia a la continuidad del desarrollo de programas que fomenten su formación o introduzcan ayudas para incentivar la creación de sus propias empresas. Es importante que puedan tomar las riendas de su vida, en aras de una independencia económica, para huir de desigualdades que pueden acabar en violencia machista. Ni que decir tiene que para que los especialistas puedan intervenir en el medio rural, es necesario hacer un estudio previo que permita conocer la verdadera realidad del entorno, es decir, un diagnóstico de la situación. Para ello, es necesario contar con los verdaderos protagonistas, las personas que viven en él, para conseguir que se impliquen en un cambio que les afectará directamente. Un cambio importante que debe tener como fin la igualdad de oportunidades de mujeres y hombres para erradicar la doble discriminación que siempre ha estado ligada a la mujer rural. Por una por ser mujer, y por otra por ser rural. Los encuentros comarcales para la formación especializada sobre violencia de género en los pueblos ayudará, sin lugar a dudas, a acercar a las víctimas los recursos y servicios disponibles por parte de las instituciones públicas. La información se convierte en un arma poderosa en la lucha contra una de las mayores lacras sociales.

    Diario JAÉN
    Editorial