Francisco molesta a la derecha

    11 oct 2020 / 19:14 H.
    Ver comentarios

    Desde mi ateísmo y con el respeto que me producen aquellos que tienen fe en cualquier dios, estoy estupefacto. El máximo dirigente de la Iglesia Católica, el Papa Francisco ha publicado su última Encíclica “Fratelli Tutti”. Llama Bergoglio a romper el dogma neoliberal para construir un mundo más justo, advierte claramente que el derecho a la propiedad privada no es absoluto. Pues ya le están llamando comunista los neoliberales, esos fervorosos practicantes de golpes en pecho que, o jamás leyeron La Biblia, o no nunca supieron entender lo que el cristianismo significa. Para las derechas, la Iglesia siempre ha de ser un puntal más en el desarrollo de sus doctrinas, y cuando hay voces discrepantes, simplemente se les ataca de forma furibunda; no iba a ser menos viniendo del Papa, por muy representante del Dios cristiano en la Tierra que fuere. Yerran los tiros, una vez más, la Iglesia dista mucho de parecer siquiera comunista, baste constatar que sus templos son cofres colmados de tesoros, mientras en África, por ejemplo, los niños mueren de hambre o por falta de vacunas.

    Articulistas