URGENTE

Luz verde judicial al proyecto urbanístico de Serrano Gámez en el centro de Jaén

El Ayuntamiento de la capital comunica su intención de recurrir al Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA)
|
29/07/2016
  • Image

El Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 1 de Jaén falla en contra del Ayuntamiento de la capital jiennense y da la razón a la empresa Serrano Gámez como propietaria del céntrico solar de la calle San Clemente donde tiene proyectado la construcción de 45 viviendas, dos plantas de oficinas y locales comerciales, así como dos plantas de garaje con unas cien plazas de aparcamiento. El proyecto se vio paralizado en 2014 cuando el Ayuntamiento declaró la caducidad de la licencia de obras otorgada en 2010 a Serrano Gámez argumentando, entre otras, cuestiones que no se había abonado el importe de la Tasa municipal por servicios prestados ni el importe del ICIO, y que no había aportado la autorización previa preceptiva de seguimiento arqueológico.

En la sentencia, el juez desmonta los argumentos del Ayuntamiento y concluye que debe anularse la resolución en la que se determinaba la caducidad de la licencia “por estar fundada en una serie de requerimientos que en su conjunto no se ajustaron a derecho”. El abogado de la empresa, Salvador Martín, indicó que el fallo es “un varapalo judicial” al Ayuntamiento puesto que “nos da la razón y determina que la licencia que tenemos es totalmente válida y vigente”. Recurso en el TSJA

Martín apuntó que tras conocer el fallo intentó “un acercamiento” al Consistorio, pero la respuesta fue clara, ya que los servicios jurídicos municipales ya tienen orden de recurrir al Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, por lo que “habrá que esperar otros dos años más como mínimo” para ver el final de este proyecto que comenzó a gestarse en 2003, cuando Serrano Gámez compró el codiciado solar. Para la defensa de la empresa Serrano Gámez, el Ayuntamiento, y así queda recogido en su recurso, lo que ha buscado es una dilación en el proceso, puesto que el objetivo de haber declarado la caducidad de la licencia no es otro que “ejecutar un proyecto alternativo, cual es, la conexión entre la calle San Clemente y el mercado de abastos a través del solar de la recurrente, y depreciar el valor del solar del recurrente”.

Y es que el equipo de gobierno local (PP), tras dictaminar la caducidad de la licencia, optó por presentar un proyecto alternativo para esta solar que ocupó en su día lo que fue Simago. Este proyecto consistía en una apuesta por la peatonalización del centro, dejando de lado la construcción de viviendas y de aparcamientos. Para Martín, “es una pena que haya que esperar otros dos años más” para un proyecto que “podría revitalizar el comercio de la zona y acabar con el nido de suciedad en el que se ha convertido el solar”.