URGENTE
  • ANÁLISIS. Julio Millán, durante su primera rueda de prensa como alcalde de la capital.
    ANÁLISIS. Julio Millán, durante su primera rueda de prensa como alcalde de la capital.

El presidente de la Junta de Andalucía y el alcalde de la ciudad de Jaén se sientan hoy en la misma mesa del Palacio de San Telmo. Será el primer cara a cara entre Juanma Moreno y Julio Millán. Un encuentro que trascenderá el mero encuentro de protocolaria cortesía porque hay muchos asuntos pendientes para Jaén y los jiennenses. El que tiene todos los focos es el tranvía, en vía muerta desde hace más de ocho años. Desde el primer minuto como alcalde, Julio Millán ya dijo que su máxima prioridad sería poner en marcha este medio de transporte. Hoy viaja a Sevilla con ese asunto señalado en rojo para que arranque “lo antes posible”: “Yo estoy dispuesto a firmar el convenio con la Junta este mismo mes de julio”, dijo en rueda de prensa: “Es que es un tema que afecta a la mentalidad de los jiennenses. El tranvía hace falta para el progreso de la ciudad, de la provincia y, además, es esencial para el comercio, para la Universidad y para el centro urbano”, justificó.

Hay que recordar que, el pasado mes de mayo, se cerró y se presentó un acuerdo a tres bandas entre el entonces consejero de Fomento, Felipe López, el presidente de la Diputación, Francisco Reyes, —ambos socialistas— y el anterior alcalde, Javier Márquez (PP). Ese acuerdo incluía que la Administración autonómica asumía el 75 por ciento de los costes de explotación, mientras que el Consistorio pagaba el 25 por ciento restante. Todo estaba a falta de las rúbricas. Sin embargo, la firma no llegó. El Gobierno local esgrimió que esos coste de explotación debían incluir también la factura de la compra de los cinco tranvías, que paga en solitario el Ayuntamiento. La negociación se enquistó con los sucesivos procesos electorales (autonómicas, generales y municipales) y el tranvía volvió a quedarse en vía muerta. “Por nosotros no va a ver ningún obstáculo en firmar ese convenio tal y como se quedó”, dijo ayer Julio Millán. El alcalde confía en que, en los últimos meses, el presidente de la Junta y su antecesor en el cargo, Javier Márquez, hayan avanzado para incluir “alguna mejora”. En sentido, el ahora líder de la oposición municipal ya anticipó el lunes que la Junta será “receptiva” con el tranvía y confió en la “lealtad institucional”.

El sistema tranviario no será el único asunto que Julio Millán trasladará a Juan Manuel Moreno en su reunión de hoy en Sevilla. Al respecto, anunció que pedirá “agilidad” en la tramitación del Plan General de Ordenación Urbana, “donde la Junta tiene un papel fundamental”. Aclaró que habrá una mesa técnica de trabajo entre ambas administraciones. También pondrá sobre la mesa la construcción de los distribuidores Norte (para conectar el Bulevar y Las Fuentezuelas) y Este (que unirá el Ferial con El Valle). Otros proyectos serán el desarrollo del parque de carácter metropolitano previsto entre el nuevo cementerio y la zona de Loma del Royo, “que estaba comprometido”, la rehabilitación de viviendas o el futuro Conservatorio Superior de Música. La cita entre Millán y Moreno Bonilla, el primer cara a cara entre ambos, está prevista en Sevilla, a partir de las cinco y media de la tarde.

Expediente a Castillo por la puerta de madera

El alcalde de Jaén, Julio Millán, confirmó que el Ayuntamiento ha abierto un expediente informativo a la empresa Castillo, concesionaria del servicio de transporte público de autobuses urbanos en la capital, por la puerta de madera con la que lució uno de sus autocares a finales del pasado mes de junio. El máximo responsable municipal aseguró que la situación fue trasladada a los técnicos de la Oficina de Control Municipal de Concesionarias y, también, a la Policía Local de Jaén, “que son los que tienen competencias en esta materia”. A partir de ahí, el alcalde aclaró que se recopilará toda la información sobre lo ocurrido, se le pedirán explicaciones a los responsables de la empresa y “se actuará en consecuencia” una vez que se resuelva el expediente que se ha incoado.

Hay que recordar que la imagen del autobús urbano con una tabla de madera en sustitución de la puerta trasera causó indignación en la ciudadanía. La fotografía corrió como la pólvora en las redes sociales y las reacciones fueron numerosas y poco amables. El Ayuntamiento elaboró un informe y ya ha abierto un expediente informativo.

“Bajas temerarias” en el plan de asfaltado

Javier Márquez, el anterior alcalde de Jaén, pidió a su sucesor en el cargo, Julio Millán, que pusiera en marcha “ya” las obras del plan de asfaltado de la capital, un proyecto aprobado por el equipo de Gobierno del PP. Sin embargo, el nuevo jefe del Ayuntamiento afirma que aplicará “un criterio de prudencia” en este asunto, porque hay aspectos que hay que revisar sobre “normativa y contratos”. En este sentido, explicó que han detectado que varias de las empresas adjudicatarias de los proyectos presentaron ofertas que incurren en las llamadas “bajas temerarias”, es decir, presentar presupuestos muy por debajo del valor de licitación y que, incluso, podrían poner en riesgo la realización de los trabajos en sí. “La gente nos pide agilidad para hacer cosas, pero también hacerlas bien”, explicó Julio Millán. En este sentido, también puso de relieve que otras obras de asfaltado se realizaran en el casco antiguo, por lo que están afectadas por el PEPRI: “Tenemos que revisar los materiales que estaba previsto utilizar para que no se incumpla la normativa”, dijo.

Las que sí comenzarán “en breve” son las obras de mejora de la calle Roldán y Marín.