Aire de tierras fronterizas

Compuesta por siete municipios, esta tierra destaca por su impresionante patrimonio natural y sus relatos históricos, pues en ella se levantan algunas de las fortalezas más relevantes de Jaén

10 may 2020 / 13:19 H.

La comarca de la Sierra Sur de Jaén, en principio, estaba compuesta por diez municipios: Alcalá la Real, Alcaudete, Castillo de Locubín, Frailes, Fuensanta de Martos, Jamilena, Martos, Torredelcampo, Valdepeñas de Jaén y Los Villares. Sin embargo, desde el 27 de marzo de 2003 y de acuerdo con el catálogo elaborado por la Consejería de Turismo y Deporte de la Junta de Andalucía, se transfieren algunos de los territorios a la Comarca Metropolitana de Jaén. Así, la actual comarca de la Sierra Sur quedaría compuesta por Alcalá la Real, Alcaudete, Castillo de Locubín, Frailes, Fuensanta, Los Villares y Valdepeñas de Jaén.

Es tierra de frontera desde la más remota antigüedad, la Sierra Sur de Jaén ha sido el privilegiado escenario donde se han cruzado las más diversas civilizaciones y culturas, influencias y estilos. Su relativo aislamiento en los últimos siglos le ha permitido conservar inalterado un valioso patrimonio cultural y natural que asombra por su autenticidad. Lo conforman conjuntos monumentales árabes y cristianos, bellos paisajes forestales o humanizados, una sabia cocina tradicional, artesanías centenarias y unas arraigadas tradiciones festivas y populares, que colmarán todas las expectativas del espíritu más exigente.

En esta comarca existen dos reservas naturales, la Laguna Honda y la Laguna del Chinche, ambas en el término municipal de Alcaudete, así como el paraje de Pitillos, declarado Monumento Natural, en Valdepeñas. La morfología de la Sierra Sur está marcada por campiña y serranía. En las zonas llanas y en las lomas suaves el protagonista es el olivar. Por su parte, en las zonas de montaña y en los valles más escondidos se conserva aún un bosque mediterráneo autóctono, casi intacto, con el protagonismo de la encina, el quejigo, el enebro y el tejo. La comarca está situada en el extremo suroccidental de Jaén y limita al oeste con la provincia de Córdoba y al sureste con la de Granada. La Sierra Sur forma parte de la franja central de la cordillera Subbética, alcanzando su mayor altura en la Sierra de la Pandera (1.870 metros).

“Adsur” es la Asociación para el Desarrollo Rural de la Sierra Sur de Jaén, con su sede principal en Valdepeñas. Nació en el año 1995, con el fin de impulsar la actividad económica y el dinamismo social y cultural de toda la zona. La comarca ha experimentado importantes cambios durante los últimos años y, en esta evolución, “Adsur” representa un papel destacado. La asociación es la encargada de gestionar los recursos que el programa Proder de Andalucía pone a disposición de las zonas rurales más necesitadas de la Unión Europea. Con ellos se han creado oportunidades y esperanza para los habitantes de la comarca, gracias a la puesta en marcha de nuevas empresas, que han contribuido frenar el proceso de despoblación. La imagen rural de la Sierra Sur ha cambiado en estos últimos años y así, numerosos cortijos abandonados son hoy casas rurales.

Alcalá la Real es la capital de comarca y se ubica en el extremo suroeste de la provincia, limitando con las provincias de Granada y Córdoba. Destaca en este municipio la Fortaleza de la Mota, fue en torno al año 1140 cuando el Castillo de La Mota se convierte en una verdadera fortaleza, convirtiéndose en uno de los núcleos más importantes de Al-Ándalus. En Alcaudete destaca el Castillo-Fortaleza situado con una altitud de unos 710 metros, pudiéndose dominar desde él la población.

Castillo de Locubín tiene una historia especial y sus tierras han sido habitadas por múltiples generaciones. Por su parte, Frailes cuenta una superficie de 41.37 kilómetros y siempre es digno de visitar. Valdepeñas que donde desde el siglo XVI existe una gran devoción al Cristo de Chircales y cuenta con rincones naturales de destacada belleza. Rodeado por las sierras de la Pandera y Jabalcuz y regado por los ríos Eliche y Riofrío se encuentra Los Villares. Mientras que Fuensanta y su famosa “Fuente la Negra” completan una comarca de sobresaliente.

idcon=14481515;order=8

Alcaudete cuentan con un Castillo que se encuentra situado en un cerro de 713 metros de altura para presidir el municipio. Fue construido por los árabes sobre los restos de una fortificación romana y fue tomado por los cristianos por primera vez en 1085 durante el reinado de Alfonso VI. Cedido por este rey a la Orden de Calatrava, fue de gran importancia al encontrarse durante muchos años entre la frontera del reino cristiano de Castilla y el reino nazarí de Granada. Continuó ampliándose hasta el siglo XVIII.

idcon=14481536;order=10

La Fuente El Nacimiento es la más importante del municipio por su caudal y emplazamiento, siguiendo la tradición de las alquerías musulmanas, a media ladera y en torno a una fuente. En otro tiempo sus aguas movían molinos harineros y almazaras para facilitar la colada a las mujeres. Precisamente, el lavadero de mayor tamaño se conserva frente al citado Nacimiento y no siempre presentó la forma actual. Fue abrevadero, más tarde, las mujeres tenían su espacio, al que nunca accedían los hombres. Ellas, pertrechadas con la canasta de mimbre, se dirigían al lavadero para hacer la colada.

idcon=14481557;order=12

El nacimiento del río San Juan se encuentra cerca de Castillo de Locubín y está formado por la depresión existente entre los cerros de la Serrezuela y La Nava. Es un paraje de gran belleza, donde se han formado de manera natural varias pozas de agua cristalina, desde la que brota el agua subterránea formando bonitas e intermitentes columnas de burbujas hasta la superficie, además, se puede observar pequeñas cascadas y canales. Es por ello que los amantes de la naturaleza no deben dejar de perderse este rincón maravilloso de Jaén.

idcon=14481574;order=14

Valdepeñas de Jaén se encuentra en pleno corazón de la Sierra Sur y es uno de los enclaves estratégicos para todos los amantes de la naturaleza y sobre todo, del agua. Destaca en este municipio el paraje de Las Chorreras que está compuesto por las aguas del río Vadillo, que ha formado a su paso por Valdepeñas de Jaén un estrecho por la erosión del río y por donde cae el agua muy rápidamente, saltos de agua y cascadas, de hasta 15 metros de caída, y donde existen numerosas cavidades y formaciones tobáceas. Un lugar mágico.

La fortaleza de La Mota, también conocida como castillo de Alcalá la Real, es un recinto defensivo, situado en el cerro de la Mota, a 1.029 metros, datado en época nazarí (siglos XIII y XIV), aunque con algunos elementos anteriores. De hecho, según algunos autores, la atalaya-castillo se erigió a principios del siglo VIII, por el mandatario granadino Badis Aben Habuz, como defensa frente a las correrías de las huestes de Baeza, que estaban asentadas en el cercano castillo de Locubín. Pero esto sucedió, en realidad, en el XI, en la época de las primeras taifas.