Llega la hora de la verdad

Seis equipos jiennenses vuelven a militar en el grupo noveno de Tercera

    23 ago 2019 / 11:15 H.

    Las pruebas de pretemporada ya son historia de las noches de julio y agosto. El balón empezará a rodar el balón para los seis equipos jiennenses que militan en el grupo noveno de Tercera División. La cuota se mantiene después de que el Real Jaén y el Linares Deportivo no lograran el ascenso a Segunda B y el Atlético Mancha Real, el Ciudad de Torredonjimeno y el Torreperogil lograran la permanencia. El Atlético Porcuna, brillante campeón de División de Honor Andaluza, toma el relevo del Martos CD en la categoría. Cada uno de los conjuntos provinciales tienen objetivos distintos en una competición que, de nuevo, regresa al formato de 20 clubes en vez de los 22 de las dos últimas campañas.

    El conjunto jiennense cumplirá su tercera temporada consecutiva en una categoría que es un pozo. El Real Jaén de los 101 puntos y los 99 goles marcado se proclamó campeón de grupo con autoridad, pero en el play off fracasó sin paliativos. El Racing Club de Ferrol lo eliminó en el cruce entre los clubes campeones y después sucumbió con el Algeciras, después de ofrecer una buena imagen en el partido de ida en el Estadio de El Mirador. El varapalo fue de tales dimensiones que produjo la destitución del técnico tras ser ratificado en el cargo y la renuncia del presidente y máximo accionista, Tomás Membrado, que fue relevado por Andrés Rodríguez, que previamente también había dimitido. El malagueño Alberto González es la apuesta para el banquillo. El Real Jaén no mantuvo el bloque de jugadores —solo continúan Ángel de la Calzada, Ramón, Ocaña, Juanma Espinosa, Jorge Vela, Fran Hernández y Juanca— y apostó por trece fichajes con un perfil de juventud, aunque llegaron refuerzos que conocen la categoría, como Juanjo, Monty, Vela Rodríguez o Miguel Martín. El Real Jaén no dispone de tanta profundidad en el banquillo como el curso anterior, pero el equipo mejoró sus prestaciones en la recta final de la pretemporada con la convincente victoria en el Trofeo del Olivo frente al Villarrobledo. El Real Jaén de esta campaña parece que recurrirá a distintos registros según plantee los partidos. No renunciará al juego combinativo, pero aprovechará la verticalidad de sus futbolistas para el contragolpe. Tres de los cuatro goles llegaron en acciones de rápidos movimientos de balón. La meta es clara ascender con una afición que pide la transparencia necesaria a la nueva propiedad.

    Linares saboreaba el ascenso a Segunda B en el Estadio Camilo Cano cuando llegó el gol de La Nucía en el tiempo de prolongación y del éxtasis se pasó al abatimiento. Lejos de caer en el desánimo se trabajó afrontar con las máximas garantías el proyecto para la temporada 2019/2020. El trabajo previo se había adelantado en los despachos con las renovaciones y la ampliación de contratos de los jugadores que forman la columna principal. En ese apartado, Miguel Linares, el director deportivo, cerró las negociaciones con los jugadores que interesaban. Juan Arsenal empieza su segunda campaña al frente de la plantilla y sabe que las exigencias serán máximas, pero el técnico castellanomanchego tiene claras sus prioridades y la primera meta pasa por jugar el play off. Por ello, el Linares Deportivo decidió renovar a buena parte del bloque y se ha reforzado con jugadores expertos, como Siles, Cervera, Joan Grasa o Iván Aguilar, que además aportarán dosis de calidad para una entidad que desea llegar a los 1.500 abonados cuando termine la campaña de captación.

    Pedro Bolaños sigue como técnico, pero es su primer proyecto al frente del Atlético Mancha Real. Se ha confeccionado un equipo interesante en el que Nando y Óscar Quesada podrán las dosis de veteranía, pero también se ha apostado por los jugadores provinciales con los fichajes de Marc Rueda (Martos CD), Juanfran y Pablo Ortiz (Linares) y Virgilio y David Romero (Torreperogil).

    La humildad y la seriedad son los ejes del proyecto tosiriano, pero esta campaña la junta directiva que preside Juan Carlos Pamos ha hecho un esfuerzo para que la plantilla dé un salto de calidad. Con Manuel Chumilla en el banquillo, se renovaron a jugadores como Juanma Olivares, Adri o Antonio Montiel y se sumaron David Horno, Chico y Michael Conejero, después de su etapa marcada por el éxito en Estados Unidos. Los tosirianos han ganado los cinco partidos de la pretemporada.

    La magia del técnico linarense y el esfuerzo de los jugadores resultaron claves para salvarse en el regreso a Tercera. La modestia vuelve a marcar el proyecto del Torreperogil, que en el Estadio Abdón Martínez basará parte de sus opciones de lograr la permanencia. Torres promete que sus gladiadores lucharán en cada partido. El trabajo en este equipo es innegociable para lograr los éxitos,

    El Atlético Porcuna llega para quedarse y lo hace con un proyecto modesto con jugadores de Jaén y Córdoba. Se ha apostado por el bloque que logró el ascenso, con Fernando Campos, un caballero de los banquillos, al frente del proyecto con la colaboración de Rubén Castillo. La intención es mantener una línea basada en la regularidad en los partidos en el Estadio de San Benito. La afición está entregada al proyecto con 600 abonados.