Izquierdo es el objetivo

El Real Jaén contacta con el exjugador murciano para ser director deportivo

21 jun 2019 / 12:41 H.

El Real Jaén da los primeros pasos para crear su proyecto 2019/2020 y el primer objetivo que se marca la cúpula directiva es fichar a un director deportivo que se encargue de la planificación, una vez que ha renovado, en principio, su confianza en Germán Crespo como entrenador, decisión que se tomó en el último Consejo de Administración. A día de hoy, una de las personas que interesan es José Agustín Izquierdo Tena (Lorca, 12 de marzo de 1970), un ídolo del Real Jaén de los años 90 junto con Chumilla, Rueda, Juan Pascual, Somavilla, Vicente Herrero, Geni o Robledo, con Tolo Plaza, Juan Antonio Albacete Anquela y Quico Álvarez como entrenadores, y Juan Carlos Hidalgo, de presidente.

Izquierdo estuvo en el Real Jaén cuatro años (1994-1998) y jugó 159 partidos entre Segunda B y A con 17 goles marcados, pero su momento más brillante fue cuando se logró el ascenso en el campo del Figueras en 1997. Afincado en Badajoz, Izquierdo militó en el conjunto pacense, el Levante, Elche, donde volvió a coincidir con Tolo Plaza, y terminó su carrera en equipos de Extremadura. Como entrenador, cuenta con una reputación en el fútbol extremeño, porque ha dirigido al Don Benito, Azuaga, Jerez CF, Badajoz y Extremadura, al que clasificó para la fase de ascenso a Segunda B. Este club compite ahora en la Liga 1, 2, 3 e Izquierdo ha formado parte de la dirección deportiva, además de trabajar con la Federación Extremeña. El exjugador blanco confirma que el Real Jaén se ha puesto en contacto con él por medio de Andrés Rodríguez y Tania Munuera y agradece el gesto. “No hay nada más. Hemos quedado en seguir hablando, porque yo hasta el 30 de junio tengo contrato con el Extremadura”, dijo Izquierdo. El exconsejero delegado, pese a que presentó la dimisión el pasado lunes, ha sido el encargado de contactar con Agustín Izquierdo, que no olvida los cuatro años que vivió en el conjunto jiennense. “Fue una etapa inolvidable con playoffs, el campeonato de Segunda División B y el ascenso conseguido en el campo del Figueras con el gol de Rodri, con partidos memorables contra el Aurrerá, el Talavera y el cuadro catalán. En Jaén dejé a grandes amigos, porque recibí muestras de cariño”, aseguró. Mientras tanto, los jugadores de la plantilla están a la espera de noticias para planificar su futuro. Todos ellos se encuentran aguardando una llamada, pero todo apunta a que el Real Jaén vivirá una profunda renovación y que la base del equipo se desmantelará. Desde la llegada de Tomás Membrado, el conjunto jiennense ha tenido como responsables de la parcela deportiva a Fernando Campos, Rubén Andrés y Germán Crespo, que ha compatibilizado este cargo con el de entrenador esta temporada.