Septiembre: Carlos Aceituno, Cristina Mediero y David Villanueva ruedan en Valdepeñas de Jaén

Primer largometraje de Aceituno con dos productoras jiennenses que apuestan por el cine hecho en esta tierra

12 sep 2022 / 20:40 H.
Ver comentarios

Loklaro Entertainment y Pepitadinamita Studios abren el nuevo curso con “ambiciosos” proyectos audiovisuales. Este mes, las productoras tienen previsto el rodaje de Septiembre, primer largometraje firmado por Carlos Aceituno, protagonizado por Cristina Mediero y David Villanueva, con dos productoras de Jaén que apuestan por el cine hecho en su tierra en este proyecto, explican en un comunicado. El plan de rodaje se desarrollará en Valdepeñas de Jaén. El municipio ha sido el enclave elegido como escenario “por la multitud de localizaciones que ofrece tanto en exteriores como en interiores, además de facilitar las labores de equipo el estar cerca de la capital”, donde tienen sus sedes ambas productoras.

Una película con acento andaluz

Este drama romántico español dirigido por Carlos Aceituno “hurga en las entrañas del espectador para ponernos de frente algunas hipótesis amorosas” desde la idea de que “todos nos hemos reencontrado con un amor del pasado”, explican. ¿Y si las cosas hubieran sido de otra manera? ¿Y si pudiéramos arreglarlo? ¿Seguimos enamorados de esa persona o del recuerdo de esa época?, se interrogan y de todo esto habla Septiembre, encarnado en los personajes de Alma (Cristina Mediero) y Alex (David Villanueva) novios de juventud. Un fortuito reencuentro después de 20 años constata que, aunque no se reconocen, sí se recuerdan. Un fin de semana muy diferente se convierte en la incógnita clave: ¿Será suficiente para cerrar el ciclo o solo es un paréntesis emocional con el que evadirse de sus vidas?. Alex se quedó estancado en el pueblo: pasaron los años y el conformismo fue devorando los sueños que nunca pudo cumplir. Alma, embarazada ahora, vuelve a casa de sus padres para cerrar su venta de, cerrando así también su pasado con el pueblo, pero en realidad huye de una relación tóxica con el padre de su pequeño. Será entonces cuando llegue el momento del reencuentro en su pueblo natal, y cuando ambos personajes busquen refugio mutuo, en lo emocional y en la nostalgia. Entre la magia, también hay lugar para el lamento por las oportunidades perdidas, sabiendo que pronto volverán a la devoradora rutina. Este es el relato del argumento: amor, frustración y recuerdos fugaces, como los que acaban justo antes de comenzar el curso en el mes de septiembre.

Un equipo sólido de profesionales de la producción y el cine

Tanto Loklaro Entertainment como Pepitadinamita Studios son productoras jiennenses con varios premios por anteriores producciones. La sinergia de esta unión en el audiovisual andaluz hace del proyecto de Septiembre “un producto cultural interesante, tanto por la propia historia como por los lugares elegidos para rodarla, representativos de la cultura andaluza y jiennense, tal y como ofrece Valdepeñas de Jaén”, subrayan una y otra.

El proyecto gira en torno a sus dos protagonistas, grandes actores conocidos en la escena española y también internacional. La actriz Cristina Mediero, que está embarazada, como Alma, el personaje que interpreta y que también está esperando a su bebé, afirma que “Alma es el personaje más emocionante que voy a interpretar. Rodar estando embarazada de casi siete meses y que el personaje también lo esté, contando una historia tan sencilla e intensa, es todo un regalo.”

David Villanueva reconoce que siente abrumado. “Vértigo, adrenalina y emoción son las palabras que identifican esta sensación que habita en mí al formar parte de este ambicioso proyecto cinematográfico. De la mano de Alex emprenderé un viaje único con una única meta: Jugar y compartir lo jugado”, afirma el actor. en delcaraciones ofrecidas por las productoras, como las de su compañera de reparto. Carlos Aceituno, director del que será su primer largometraje, subraya la faceta más humana de los protagonistas: “Hemos querido hacer una película íntima, dándole más importancia a los personajes, a la interpretación. Decidí volver a los orígenes, primando lo emocional a lo técnico.” Por su parte, Elena Díaz de Pepitadinamita Studios lo tenía muy claro desde el primer momento: “Había que hacerlo sin más, solo por el entusiasmo y la energía que envolvía a la historia merecía llevarla a la pantalla. No había duda, había que producirla costara lo que costara”.


Cultura