Magnífico recital de

El dúo triunfa con su gran actuación

09 jun 2019 / 11:38 H.

Los amantes de la música llevan siete semanas disfrutando de la programación incluida en la XXXI edición del Festival de Música y Danza “Ciudad de Úbeda”, que año tras año supera las expectativas de su público fiel, pues la organización de la cita —Amigos de la música— intenta siempre dar un paso más y cuentan con artistas y orquesta de proyección nacional e internacional. Así ayer el respetable disfrutó con la actuación de Katia y Marielle Labèque, uno de los más prestigiosos dúos de piano, conocidas artísticamente como las hermanas Labèque.

La carrera internacional de estas hermanas francesas comenzó con el éxito que tuvo su grabación de la versión original de Rhapsody in Blue — versión escrita para dos pianos por George Gershwin— en 1980. Más allá del repertorio clásico tradicional, su muestrario musical se extiende hasta la música académica contemporánea, el jazz, el ragtime, el flamenco, la música minimalista, la música del Barroco con instrumentos de época, el pop o el avant-rock. Las hermanas Labèque llevan casi cincuenta años tocando por lo que han colaborado o formado parte de grandes formaciones mundiales, entre las que se encuentran la Orquesta Filarmónica de Berlín, Orquesta Filarmónica de Múnich o la Orquesta Sinfónica de la Radio de Baviera.

En lo que se refiere al programa interpretado por las “hermanas siamesas”, unidas por la música durante su actuación en el “Ciudad de Úbeda”, interpretaron varias obras de un amigo entrañable de las hermanas Labèque como es Philip Glass, asi como composiciones de Maurice Ravel y Leonard Bernstein. Así el recital comenzó con “The Chase” de la ópera de Orfeo y la Princesa, para seguidamente escuchar “Stoke´s Duet —dúo de pianos incluida en la banda sonora de la película “Stoker”—. Así como dos piezas compuestas por las hermanas e interpretadas en solitario por cada una de ellas. En concreto Katia intepretó “The Poets Acts” —perteneciente a la banda sonora de la película “Las horas”— y Marielle tocó “Etude núm. 18”. Posteriormente interpretaron “Ma mère l’oye” de Maurice Ravel y concluyó con la versión para dos pianos de “West Side Story” de Leonard Bernstein. Sin duda una velada única para disfrutar de la maestría y excelencia que las hermanas Labèque tienen al piano, y que no está al alcance de todos.