Actualizado
martes, 16 julio 2019
20:53
h
URGENTE

El Festival de Folk baja el telón

Los grupos de Hungría, India y la República de Benin actúan en Torredonjimeno y Arjonilla
Ver comentarios
|
09/07/2019
  • ESPECTÁCULO. El grupo de la República de Benin durante su actuación en Torredonjimeno. A la derecha, niños en Las Fuentezuelas durante el taller de danza y juegos.
    ESPECTÁCULO. El grupo de la República de Benin durante su actuación en Torredonjimeno. A la derecha, niños en Las Fuentezuelas durante el taller de danza y juegos.

Con música y baile. Así se ha despedido el Festival Folk del Mundo en su 33 edición, como no podía ser de otra manera. Tras recorrer Navas de San Juan, Quesada, Bedmar y la capital jiennense. Los grupos invitados de este año subieron a los escenarios de Torredonjimeno y Arjonilla en su última noche sobre las tablas andaluzas. Por ahora. “El recibimiento del público ha sido asombroso, se han implicado mucho en las actividades y se han unido a los bailes, estamos recibiendo muchísimos mensajes positivos y eso es una buena señal”, apuntó la presidenta de la Asociación Lola Torres, Desirée Amaro, organizadora del acto. Con la colaboración de la Diputación Provincial y el Ayuntamiento de Jaén, Grupos de Hungría, India y República de Benin, además de la propia asociación recorrieron el mar de olivos para compartir sus conocimientos de baile con los jiennenses. Una experiencia que ha gustado, y mucho. “Hay personas incluso que no nos conocían, y eso que llevamos más de treinta años organizándolo, y eso quiere decir que estamos llegando a un público nuevo, algo que también buscábamos”, indicó Amaro.

De hecho, este año ofrecieron varios talleres centrados en los más pequeños de la casa. En el polideportivo de Las Fuentezuelas niños de la Escuela de Verano se unieron a los bailes de los grupos que formaban parte del cartel de este año. Ritmos marcados, pies bien posicionados, brazos arriba y abajo, con el ir y venir de la música y las voces. Ese sonido que cada uno lleva encima desde que nace se convirtió en una única melodía. Un compás internacional. “La cultura y el folklore hay que vivirlo, de ahí viene el eslogan de este año, ‘vívelo con los cinco sentidos’, porque queremos que la gente se una a las actividades y formen parte de ellas, porque la cultura, el folklore, la tradición es de todos y entre todos la compartimos, seamos de donde seamos”, apuntó la presidenta del colectivo. Después de que los más jóvenes jiennenses —y también mayores— disfrutaran con los movimientos de distintas partes del mundo, aprendiendo y enseñando bailes y canciones tradicionales, los grupos participantes de este año volvieron a coger carretera para actuar una última vez en el mar de olivos.

Torredonjimeno y Arjonilla fueron los municipios elegidos, los lugares donde se puso el broche de oro a unas jornadas intensas. Desde el pasado jueves, día 4, hasta ayer la música de medio mundo resonó por las calles de Jaén y de varios municipios de la provincia, como parte de la cultura que se vive en el planeta.

“Estamos muy contentos con los resultados de este año y ya estamos pensando en qué hacer el próximo, la gente ha estado muy receptiva y ha participado con ganas, eso nos anima a seguir intentándolo y fomentando este festival”, comentó Amaro, que añadió que su objetivo sería lograr que las entradas a los actos fueran completamente gratuitos. “La cultura debe ser gratuita para todos, sin ningún impedimento, ojalá podamos conseguirlo algún día, para llegar todavía a más gente y que todos puedan disfrutar de esta maravillosa experiencia de compartir las diversas formas de vivir que tenemos a través de la música”. Asimismo, subrayó la “excepcional calidad” de los grupos participantes de este año y confesó que ya se plantean a quién invitar en la próxima edición.