Las temperaturas seguirán veraniegas, entre 5 y 10 grados más altas de lo normal, al menos hasta el fin de semana

06 may 2020 / 12:52 H.
Ver comentarios

El mes de mayo ha comenzado con temperaturas muy altas para la época, con más de 30 grados centígrados en amplias zonas del país y seguirán estando más altas de lo normal, entre 5 y 10 grados centígrados, al menos hasta el fin de semana, según la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

El portavoz de la AEMET, Rubén del Campo, ha explicado a Europa Press que mayo ha comenzado con calor y valores de más de 30ºC en el este y sur de la Península, e incluso superiores a 33ºC en la Comunidad Valenciana y Murcia mientras en el valle del Guadalquivir se superaron los 35ºC.

Así, ha precisado que en el aeropuerto de Córdoba el día 3 de mayo se llegó a 36ºC lo que convierte a este día en la fecha más temprana en pasar de 35ºC desde 1959, es decir, en más de 60 años de serie histórica del observatorio. Además, se han registrado las primeras noches tropicales del año. Son aquellas en las que la temperatura mínima no baja de 20ºC y es el caso de Valencia, donde el día 2 de mayo se superó este dato. Es la fecha más temprana del año con una noche tropical desde 1938.

Las temperaturas han sido “realmente altas” para esta época del año. Por ejemplo, los 36ºC del aeropuerto de Córdoba son un valor entre 10 y 15ºC más alto de lo normal para estas fechas.

Este lunes las temperaturas bajan en el extremo oeste de la Península, pero siguen subiendo en el centro y en el norte de modo que en la cornisa Cantábrica el ascenso será notable y se alcanzarán los 32ºC en zonas del interior de Asturias y Cantabria. También se alcanzarán más de 32ºC en el valle del Ebro, la meseta sur, Guadalquivir y en el este del valle del Guadalquivir se puede llegar a 35ºC.

También ha destacado el portavoz el viento, que soplará fuerte, con rachas fuertes durante la segunda mitad del día en la meseta norte, sobre todo en León, Zamora, Salamanca, Valladolid y Ávila. En el norte de Galicia y las comunidades cantábricas habrá tormentas fuertes e intensas, sobre todo en Lugo y en Guipúzcoa.

Del Campo ha destacado también la galerna que afectará desde Gijón a Irún en las próximas horas a consecuencia de un cambio brusco del viento, que rolará desde el oeste al este y pasará a ser de oeste y noroeste. Durante ese giro, se pueden dar rachas de viento de 60 a 70 kilómetros por hora.

De cara al martes, ha explicado que el aire cálido se retirará hacia el este y las precipitaciones quedarán acotadas al oeste de Galicia, comunidades cantábricas y Pirineos y las más abundantes se darán en el oeste de Galicia. También podrán darse algunos chaparrones en zonas de montaña del interior y en el tercio norte.

Las temperaturas descenderán de forma notable en todo el país excepto en las regiones mediterráneas, donde aún subirán algo más. La bajada más acusada se notará en las dos mesetas y en el Cantábrico. Mientras, en Baleares, interior de Valencia, interior de Murcia y Andalucía oriental este martes podrán llegar a 32ºC. En la meseta norte se quedarán, por su parte entre 22 y 24 grados, de modo que aunque bajen, aún serán templadas. “La zona más fresca” este martes será Galicia donde tendrán de 16 a 18ºC.

Así, pese al descenso de este martes, ha subrayado que los termómetros seguirán en toda España entre 5 y 10 grados por encima de lo normal en el este y sur peninsular, tanto las máximas como las mínimas, ya que incluso se esperan noches tropicales en Andalucía. El jueves y el viernes la anomalía se extiende a buena parte de la Península.

Meteo