Jaén se “venderá” en Fitur sin el sambenito de ser la gran desconocida

Fiesta por las dos décadas la marca “Paraíso Interior”

17 ene 2017 / 11:56 H.

Veinte años no es nada, decía Carlos Gardel, pero, como todo en la vida, depende, porque en la Diputación creen que sí, que dos décadas son más que suficientes para que la provincia jiennense cambie la estrategia de promoción y desembarque en la Feria Internacional de Turismo de Madrid, Fitur, sin el problema de ser la cenicienta andaluza. “Hace diez años, por ejemplo, Úbeda y Baeza no eran lo que son ahora”, reflexionó Manuel Fernández Palomino, vicepresidente segundo y diputado de Promoción y Turismo de la Administración provincial. Conscientes, por lo tanto, en el palacio de la Plaza de San Francisco de Jaén de que no hay que ir ya a Madrid a darse a conocer, la estrategia apuesta por la osadía. Lo primero es sacar rendimiento al expositor de 320 metros cuadrados que será el escaparate jiennense en el descomunal pabellón que acapara Andalucía en Recinto Ferial Juan Carlos I de la capital de España. Para ello, el espacio será escenario de las presentaciones previstas, en lugar de las rueda de prensa en salas de otras ediciones del certamen.

La idea es hacer partícipes a los visitantes de una fiesta, la que se vivirá por el veinte aniversario del “Jaén, paraíso interior”, en el marco de una oferta “compacta, competitiva e imaginativa”, destinada tanto a profesionales como el público en general. En ese contexto, se quiere sacar partido al aceite, tanto destinado a profesionales, con la idea de dar nuevos bríos al oleoturismo, como al público en general, para el que se abre las puertas los días 21 y 22. La moda “made in Jaén”, de la mano de Moisés Nieto y Alberto Fasán, y el hecho de que esta tierra sea un edén para los enamorados de la bicicleta, con senderos interminables en medio de parques naturales, serán otros de los atractivos que se “venderán”, este último, con una campaña que se proyectará en gimnasios de toda España. A ello, hay que añadir la Catedral de Jaén, las ciudades Patrimonio de la Humanidad y los festivales de verano.