Chute de autoestima para la cenicienta del turismo andaluz

La provincia dispara sus pernoctaciones con un 17,7% más que en 2016

24 ago 2017 / 10:58 H.

En números absolutos, Jaén es la más humilde de las ocho provincias andaluzas en lo que a potencial turístico se refiere. Solo puede rivalizar algo con Córdoba, a la que todavía tiene muy lejos, y está a años luz de la todopoderosa Málaga que, con su Costa del Sol, acapara a los visitantes que llegan al sur de España. Pero, tras analizar los datos sobre la coyuntura de este sector, que puntualmente elabora el Instituto Nacional de Estadística, los jiennenses que viven de atender a los aficionados a conocer otros destinos y las administraciones que trabajan para promocionar la provincia, tienen motivos para sonreír. La provincia es, de toda la comunidad autónoma, la que más crece en número de pernoctaciones con respecto a julio de 2016. El incremento es brutal, de un 17,7%, el triple que Sevilla, por ejemplo.

Con la obligada prudencia, debida a la “volatilidad” de esta actividad, el vicepresidente segundo y diputado de Promoción y Turismo, Manuel Fernández, no ocultó su satisfacción al conocer estos datos. “Somos la provincia que más crece en julio en número de pernoctaciones y una de las primeras en viajeros”, dijo en un comunicado de la Administración provincial en el que juzgó que el mérito de esta marca es mayor si se tiene en cuenta, como dijo: “Lo hemos conseguido en un mes que no ha sido especialmente fácil en Andalucía, ya que, por ejemplo, solo tres provincias han incrementado su porcentaje”. Y es que las 90.264 pernoctaciones son ingresos directos para los hoteles y establecimientos turísticos, habitaciones que se pagan religiosamente por los clientes y que, en el acumulado del ejercicio, ya son 538.000, un 7,3% más.

En cuanto a los viajeros, el pasado mes fueron 46.699, de los que la mayoría son españoles, más que en el mismo periodo que el año pasado. De hecho, el incremento compensa el descenso en extranjeros experimentado con respecto a 2016. A pesar de ello, ya son más de trescientos mil los visitantes registrados en lo que va de 2017, un 5% más que hace dos meses.

El propio consejero de Turismo y Deporte, Francisco Javier Fernández, aplaudió el buen comportamiento de las provincias de interior para mantener vivo el potencial turístico de la región. El responsable del Ejecutivo regional relevó que, de junio a julio, el aumento de pernoctaciones sube un 13,1%, con lo que, también en este análisis, Jaén es la primera de Andalucía, seguida de Sevilla. Los propios hosteleros, antes de conocerse este informe, se mostraron contentos del volumen de negocio de este año, aunque apelaron a la necesidad de potenciar el destino y hacer frente a sus carencias para consolidar la demanda. La gran pregunta que todavía se plantea es: “¿Jaén trae a turistas por sí misma o porque el resto de sitios están llenos?”.