URGENTE

Desarticulada una organización criminal de tráfico de hachís

Marruecos y República Dominicana colaboraron en una operación internacional
Ver comentarios
|
20/07/2019
  • OPERACIÓN. Incautación de dinero y bienes durante la redada.
    OPERACIÓN. Incautación de dinero y bienes durante la redada.

Funcionarios de la Agencia Tributaria y agentes de la Policía Nacional y de la Guardia Civil, en colaboración con las autoridades judiciales y policiales de Marruecos y República Dominicana, desarticularon una organización internacional dedicada al tráfico de hachís en el marco de una operación desarrollada en Sevilla y Almería, entre otros puntos, y que se saldó con la detención de 23 personas: 20 en España, una en República Dominicana y dos más en Marruecos.

En un comunicado conjunto, los cuerpos actuantes, explicaron que a raíz de esta operación se está investigando, a otras cuatro personas en República Dominicana. Durante la desarticulación, se procedió al bloqueo de 20 bienes inmuebles valorados en 2.000.000 de euros, la intervención de 3.500.000 euros en efectivo y ocho vehículos de alta gama, así como la incautación de 16.000 kilos de hachís. En concreto, a los arrestados se les imputa delitos contra la salud pública, asociación ilícita, tenencia ilícita de armas, contrabando de dinero en efectivo y blanqueo de capitales. La operación para desarticular a la banda, se inició a finales del mes de septiembre de 2017 a raíz de la interceptación de un vehículo de alta gama en cuyo interior las autoridades que participaron, encontraron ocultos más de 300.000 euros en billetes de 20 y 50 euros respectivamente.

Su conductor y propietario, un ciudadano francés con antecedentes penales por narcotráfico, no pudo dar a los agentes una explicación coherente del origen de tal cantidad de dinero en efectivo.

A raíz de este hecho, se inició una investigación conjunta, en la que colaboraron activamente Marruecos y en la que se relacionaron al ciudadano francés identificado con el dinero en la cúpula de una organización a la que se le intervino en el mes de marzo del mismo año, más de 7.400 kilos de hachís en la frontera entre el Sahara Occidental con Mauritania. Para llevar a cabo esta operación, se creó un equipo de investigación conjunto para la identificación de los integrantes de la organización, que estaba perfectamente estructurada y jerarquizada. Este grupo se dedicaba al tráfico de grandes cantidades de hachís, cuyo destino final era nuestro país