Actualizado
lunes, 22 julio 2019
04:13
h
URGENTE

Mensaje social en el pregón de Julio Millán ante su pueblo

El religioso deja buen sabor de boca tras anunciar la Pasión durante un acto celebrado en el centro cultura de Bedmar
  • SOLEMNIDAD. Julio Millán Medina pronuncia el pregón en el centro cultural García Lorca.
    SOLEMNIDAD. Julio Millán Medina pronuncia el pregón en el centro cultural García Lorca.

Profesión de fe. El sacerdote Julio Millán, presidente de la Fundación Mensajeros de la Paz, cumplió con las expectativas y ofreció un pregón “de bandera” en Bedmar, su pueblo natal. El acto se celebró en el centro cultural García Lorca, que congregó a numeroso público, entre el que se incluía el alcalde, Juan Francisco Serrano. El orador había sido elegido por su conocimiento de las costumbres del municipio, con cuyas gentes mantiene fuertes vínculos.

Más allá de la dimensión estrictamente religiosa, Millán lanzó un mensaje social, de cómo hay que ser. En este sentido, invitó a vivir como en Semana Santa todo el año, con ayuda al prójimo. Defendió la solidaridad para cambiar el mundo desde el entorno más cercano. Los presentes, entre los que se encontraban numerosos cofrades bedmarenses, se emocionaron por la perfección del discurso. Se trata de una persona comprometida con una trayectoria de años en ayudo de los más desfavorecidos. Su labor ha llegado a numerosos países. El protagonista del acto fue presentado por su antecesora en el cometido de anunciar la Pasión local. En todo momento quedó patente la buena sintonía entre el orador y sus paisanos, que siempre lo reciben con los brazos abiertos.

El pregón fue organizado por las hermandades de “El Amarrao” y Nuestro Padre Jesús y la Virgen de los Dolores. La designación del pregonero correspondió a la Agrupación Local de Cofradías. Su intervención supuso el arranque a intensas jornadas de procesiones que, si las condiciones meteorológicas lo permiten, terminarán el Domingo de Resurrección. El municipio se llena, durante el periodo vacacional, de visitantes que buscan tradiciones a la vez que disfrutan de un entorno natural único.

Julio Millán, nacido en 1954, tiene una dilatada y ejemplar labor religiosa, tanto dentro como fuera de España. Pese a que se marchó de Bedmar con su familia cuando todavía era un niño, no pierde el contacto con este rincón de Sierra Mágina. De hecho, en 2018 fue el encargado de ofrecer el pregón de bienvenida a la Fiesta de las Espigas, en conmemoración del centenario de la fundación de la Adoración Nocturna. Años atrás también anunció las fiestas patronales. El sacerdote es todo un referente como ejemplo de altruismo.