URGENTE

Jaén quiere sus premios “Nobel”

Ben Shaprut, hacedor de acuerdos en la España medieval, inspira un galardón internacional por la paz y la concordia
  • RESPALDO. Javier Márquez, en Madrid, con Francisco Juan Martínez Rojas, Isaac Querub, Riay Tatary y Mariano Blázquez.
    RESPALDO. Javier Márquez, en Madrid, con Francisco Juan Martínez Rojas, Isaac Querub, Riay Tatary y Mariano Blázquez.

El pleno que celebró la Corporación el pasado 15 de diciembre fue tenso, bronco, los concejales cayeron, en ocasiones, en el “y tu más” y hubo avisos de ir a los tribunales, pero fue nombrar a Hasday ibn Shaprut y el tono cambió. La figura de este ilustre hijo de Jaén, nacido en el año 915, todavía inspira respeto. Su sombra de hombre conciliador, diplomático, estudioso y artista es alargada 1.102 años después de que viniera al mundo. Todos los corporativos votaron a favor de que la ciudad se proyecte al mundo con unos premios internacionales que recuerden a este hebreo hacedor de acuerdos. Dieron un primer paso, con la ilusión de que la capital, conocida actualmente por su deuda y otras “calamidades”, sigua la senda de Oviedo con los Princesa de Asturias o Suecia con sus Nobel.

Un punto del orden del día que sirvió, de paso, para constructivamente, hacer un llamamiento a las administraciones para evitar el deterioro de la Judería de Jaén que, para quien no lo sepa, está declarado Bien de Interés Cultural, por sus valores. Ben Shaprut ya recibió la Medalla de Oro de Jaén el 27 de junio de 2016, un acto al que acudió el embajador de Israel en España, que recogió la distinción en nombre de su pueblo.

Este judío universal es un referente para los israelitas y su trayectoria trasciende el ámbito jiennense, prueba de ello es que haya calles dedicadas a él no solo en su ciudad natal, sino también en Córdoba, donde falleció, Haifa y Tel Aviv. Consciente de este potencial, el equipo de Gobierno, con el respaldo de todos los grupos, pretende que el Gobierno se implique en el proyecto. El Gobierno de España debe ser pieza clave, para brindarle una visualización internacional, que excede de las posibilidades de una administración local. Es, como se deja claro desde Jaén, una oportunidad para el país, como para todos los organismos colaboradores, de contribuir a reforzar y visualizar la libertad religiosa, la paz, la tolerancia y la convivencia entre los distintos pueblos.

Y es que una de las claves del nacimiento de esta idea es el auge de los nacionalismos y otras corrientes que generan odio entre las personas que profesan, en libertad, confesiones y credos diferentes. Con estos mimbres, la Alcaldía sometió a debate la aprobación de los galardones que se quiere que se entreguen, por primera vez, en 2018 y que, por el momento, ya cuenta con las adhesiones de la Embajada de Israel en España, de la Federación de Comunidades Judías de España (FCJE), de la Federación Islámica de España, de la Universidad de Jaén, del Obispado de Jaén, de la Asociación Cultural Andalucía–Israel y de Iuventa.

Una de las cuestiones que ya está desbloqueada es la dotación presupuestaria de este reconocimiento, que se fija en 25.000 euros. Los candidatos deberán ser propuestos por las personalidades e instituciones invitadas, las representaciones diplomáticas en España, figuras e instituciones de reconocido prestigio y, cualquier nombre que se ponga encima de la mesa, deberá acreditar entre sus méritos la máxima ejemplaridad y demostrar de modo fehaciente su trascendencia. El impulso a esta iniciativa coincide con el momento en el que Javier Márquez se pone al frente del Ayuntamiento y, de hecho, se lo trasladó al propio Ejecutivo hebreo durante su visita a Israel para participar en la 31 Conferencia Internacional de Alcaldes, organizada por el Congreso Judío Americano y el Consejo Americano para la Judería Mundial, en colaboración con el Ministerio de Relaciones Exteriores de Israel y la Unión de Autoridades Locales del país, hace aproximadamente un año. También en 2016, se inauguró en la Plaza del Rostro una escultura dedicada a Hasday ibn Shaprut y, ya durante este ejercicio, el máximo responsable municipal viajó a Madrid para recabar el respaldo de las Federación de Comunidades Judías de España, de la Federación de Entidades Evangélicas de España y de la Comisión Islámica de España. Los representantes de todos los credos piden que sea el Ayuntamiento el que capitalice un proyecto integrador.

adhesiones a una idea que integra todos los credos

La Embajada de Israel en España, la Federación de Comunidades Judías de España (FCJE), la Federación Islámica de España y el Obispado, en representación de la Iglesia católica, se suman a esta iniciativa que busca reconocer a personalidades que destacan por su trabajo a favor de la tolerancia, sin hacer distinciones de credo, y que destaquen en campos como la labor humanitaria, cultural o solidaria.

un nombre que está en las calles de su ciudad de nacimiento

Jaén recuerda, desde el año pasado, a Ben Shaprut con una escultura, en la Plaza del Rostro, también con una avenida, en el campus universitario y en su Judería, donde vio al mundo este humanista de la Edad Media. Igual que en las calles jiennense, la figura de este judio universal está presente en la vecina Córdoba, donde falleció, y también en Israel, donde está en el callejero de las principales ciudades del territorio hebreo.