El último retoque del mercado se acabará en febrero

Nuevos revestimientos de los puestos de la plaza de San Francisco y repaso al suelo

12 ene 2019 / 11:09 H.

La reforma del Mercado de San Francisco, que comenzó en agosto, en medio de la desconfianza de los comerciantes, que echaron en cara al Ayuntamiento que no concretara los plazos hasta última hora, se prolongará, en principio, hasta febrero. Ese el último compromiso del Gobierno local que, por el momento, se cumple. Ayer mismo, como confirma el portavoz de la asociación de industriales, Daniel Berrios, los operarios de la empresa adjudicataria de la reforma empezaron a colocar los nuevos revestimientos frontales de los puestos de la plaza de abastos. Se trata de unos paneles plásticos que imitarán la madera, para darle un nuevo aire a estos establecimientos tradicionales.

Una vez culminada esta labor, explican los empresarios, la Administración local quiere que se de un repaso al suelo de la lonja. Fuentes municipales aclararon que no debería de prolongarse esta última fase, prácticamente, más allá de esta semana y la siguiente. Las obras fueron adjudicadas, en agosto, por un importe de 385.000 euros un 7% menos de la base de licitación. El primer plazo de ejecución que se planteó era de un mes, con el compromiso de ejecutarse en varias fases para molestar lo menos posible a los comerciantes y los clientes. Tanto la oposición municipal, como Ciudadanos, se quejaron del modo en el que se plantearon los trabajos y la asociación de industriales preguntó, en varias ocasiones, sobre cuándo se tenía previsto concluir la demandada intervención, tras constatar que se había detenido. Al mismo tiempo, se acometió otra intervención en el aparcamiento subterráneo del mercado, que tampoco estuvo exenta de polémica, tanto por no concluirse en tiempo y forma, como por los “defectos” detectados. En cuanto al pavimento empleado para la lonja, Cs presentó un escrito en el Ayuntamiento en el que preguntó al alcalde de la ciudad, Javier Márquez, por qué el pavimento de altas prestaciones licitado para las obras del mercado de San Francisco por 90.000 euros, según ellos, “al final ha resultado ser un suelo low cost” que, afirmaron, rondó los 16.000 euros. “Queremos que nos explique el Ayuntamiento por qué en la licitación aparecía una partida de un suelo de alta calidad con un sistema patentado que costaba 57’30 euros el metro cuadrado y, sin embargo, nuestros técnicos nos han confirmado que, finalmente, el instalado es de un material más básico, que cuesta alrededor 10,75 euros el metro cuadrado”, llegó a afirmar María Cantos, la coordinadora naranja en la ciudad . El propio regidor jiennense se vio obligado a salir al paso acerca de las quejas sobre la obra y aseguró, sobre el retraso, que era consecuencia con un problema en el suministro de materiales, al haberse recibido una partida para los revestimientos que no era la solicitada. En cuanto a la solería, el concejal de Mantenimiento Urbano, Juan José Jódar, tuvo que responder a Cs que, con sus denuncias, ponía en cuestión el propio criterio y la profesionales del personal municipal que se encargó de velar por la buena marcha de la reforma.