Actualizado
lunes, 17 junio 2019
12:48
h
URGENTE

Reproche de UGT tras el incendio mortal

Ver comentarios
|
08/01/2019

UGT, a través de Toni Gil, responsable provincial de Administración Local, cree que el factor suerte hizo que no hubiera más de un fallecido en el incendio del viernes de Santa Ana. Cabe recordar que el fuego devastó una nave habilitada como vivienda para inmigrantes la aldea alcalaína y dejó una víctima mortal, un temporero natural de Mali. El sindicalista denuncia la dotación insuficiente y precaria del Parque de Bomberos. Según Gil, la ratio nacional es de un agente por cada 2.000 habitantes, de modo que debería haber veinte bomberos por turno. A su juicio, cada bombero alcalaíno vale por diez y la ciudadanía veinte veces menos que la española. Tilda como de mínimos la actual dotación de un servicio esencial. El sindicalista se pregunta que ocurriría si surge otra emergencia mientras los agentes de extinción trabajan ya en una y dice que esto es una responsabilidad demasiado pesada.

La edil de Presidencia, Cecilia Alameda, tacha de barbaridades las palabras de Gil. Dice que, conforme a los cálculos de este, el parque de Jaén debería tener 55 agentes por turno y se pregunta si el sindicalista los ha pedido. Añade que los bomberos de Alcalá lo desautorizaron como negociador y que, por suerte, no representa a toda UGT. Concluye que en el sindicato hay personas que, con rigor, velan por los derechos de los trabajadores, siempre bajo el paraguas de la legalidad.