URGENTE

Un nuevo cultivo para potenciar por toda Europa

La Asociación de Pistacheros de Navas de Tolosa sigue creciendo para ampliar su producción
Ver comentarios
  • II Jornadas de Convivencia de Appistaco, la empresa de la Asociación de Pistacheros.
    II Jornadas de Convivencia de Appistaco, la empresa de la Asociación de Pistacheros.

Julio Navarro llevaba años teniendo la idea de potenciar la maquinaria con la que contaba como olivarero para usarla en otros productos. En el año 2010, mientras estudiaba qué tipo de productos podía cultivar, descubrió que los pistachos eran el alimento ideal teniendo en cuenta las condiciones climatológicas de la provincia.

Por este motivo, se reunió con otros compañeros olivareros y les explicó su idea. Tener un cultivo complementario a la aceituna para poder aprovechar todo el potencial y no solo centrarse en un único producto. Desde el principio recibió una buena aceptación y fueron sumándose compañeros y socios para que lo que era solo una posibilidad se convirtiera en un gran proyecto.

“Empezamos 15 personas, se corrió la voz y fuimos 30 los que al final constituimos la asociación. Contactamos con Diputación y nos apoyó para dar jornadas por toda la provincia y la gente se fue sumando al proyecto. Eso fue a comienzos de 2014 y, para noviembre, ya teníamos unas 70 hectáreas”, señala Julio Navarro, presidente de esta organización.

Desde entonces, no dejan de crecer y sumar mas tierras y socios para conseguir crear el mejor pistacho posible. Gracias a el asesoramiento que dan a agricultores y el trabajo que realizan, han conseguido la confianza de muchas personas que se suman a esta iniciativa. “Del proyecto lo que más ha gustado es nuestro modelo y forma de hacerlo. La gente se une porque saben que van a tener un buen asesoramiento al hacer cursos y que el día de mañana saben dónde llevar sus cosechas”, explica. El objetivo no es solo crear pistacho como fruto seco, sino conseguir crear toda una serie de formas de consumirlos, ya sea en como helados, cremas o dulces. Además, una de las ventajas de este cultivo es que necesita un clima específico que se da en pocos lugares de Europa y que permite que sean muchas las ventajas para la asociación. “No es un cultivo que se pueda masificar. Europa no puede producirlo, pero España puede ser su despensa”, añade.

Las condiciones meteorológicas
de la provincia
son las idóneas para poder
cultivar pistacho