URGENTE

Aquellos maravillosos años

Periodistas de Diario JAÉN de los años 80 se reúnen en la Redacción del periódico para rememorar su inicio en la profesión, vuelven a su casa casi tres décadas después, para revivir una época crucial.
Ver comentarios
|
27/01/2019

Decía el escritor y periodista británico George Orwell que la historia la escriben los vencedores. Es cierto, hasta si redacta la crónica de un periódico de provincias como es Diario JAÉN. La historia de la cabecera la firman los que vencieron, no es que se pelearan contra nadie, la lucha fue contra ellos mismos, una pelea por lograr que las páginas de un periódico que, como casi todos los españoles, tiene origen en la Cadena de Prensa del Movimiento, allá por 1941, que en 1984 comenzó su particular transición, tras desprenderse el Estado de su titularidad. Luis Cátedra, actual director de Los Reporteros, de Canal Sur, fue uno de los barbilampiños plumillas que, en aquellos días, aterrizó en la capital del mar de olivos para contribuir a que el diario tuviera un futuro, se adaptara a los tiempos. “Gracias al trabajo de todos logramos que los jóvenes, como nosotros, comenzaran a leer el JAÉN, antes era solo cosa de bares, casinos y ateneos”, reflexionó a su llegada a la que fue su casa, tres décadas después, invitado por el que fuera su compañero y actual director del periódico, Juan Espejo. Para cerrar aquellas ediciones se trabajaba muchísimo, estaban los justos para cerrar y, además, la mayoría no eran ni jiennenses, como recuerda otro de los pioneros, José Valero, que aclara, con cariño, que había “mucho mala follá granadino”.

“Nos llamaban paracaidistas”, reviven dos de las redactoras de los 80 del siglo pasado, Yaya Hernández y Amina Nasser, que aún después de media vida en la Península, conservan el acento canario que tienen, por haber nacido en las islas afortunadas. Un deje que descolocó a una sociedad jiennense en la que el fascismo y el machismo no se disimulaban. Otro de los que aterrizó fue Antonio Avendaño, que ejerció de director en funciones en estos días inaugurales de la etapa moderna, la de artistas de la cámara de fotos como el añorado Manolo Bello. “Lo echo de menos, fueron mis mejores años”, recuerda, convencido de que había grandes oportunidades para el periodismo, para crear, y que con esos ingredientes, en el Diario JAÉN se cocinó un guiso que sabía a libertad, a ganas de cambios. Rafael Olmo, periodista jiennense de dilatada trayectoria rememora que hace 34 años exactos llegó a pedir prácticas. Fue el exdirector Felipe Pedrogosa el que le dio la primera oportunida, el que le vino a decir aquello de “búscate la vida, pero tráeme una buena histora”; así lo hizo y le estará eternamente agradecido. Prueba de la vorágine de la recién inaugurada privatización de Diario JAÉN, que se convirtió en tierra de provisión para que el talento se desarrollara, es que Olmo, que terminó de jefe de Local, como el resto de los que le daban a la tecla, cambiaba de director casi por año. A Pedregosa le siguieron Vicente Camarena y Francisco Romacho.

En su regreso, acompañaron a estas “viejas glorias”, que en realidad aún son jóvenes, además del director Juan Espejo, los redactores jefes, Manuela Rosa y José Manuel Serrano, junto al director de Operaciones, que antes fue subdirector, Miguel Ortega, y el veterano de la actual plantilla, Ignacio Frías, al que los de antes y los que escriben junto a él todavía le felicitan por la perspicacia de su pluma. Con el presidente del Consejo de Administración de DIARIO JAÉN S. A., Eleuterio Muñoz González, conocieron las obras de reforma en el cuartel general del periódico, una actualización para mirar hacia el futuro.

Aquellos maravillosos años
Aquellos maravillosos años
“Fue un tiempo en el que hubo una grandísima entrega”

José Luis Moreno Codina fue director de Diario JAÉN hasta 1997, llegó de Granada, pero se hizo jiennense de pro. “Mi hijo pequeño hizo la comunión en el Hotel Rey Fernando y aquí están mis nietos”, deja claro como ejemplo manifiesto de que su vida está en la ciudad, salvo las visitas obligadas a la costa granadina de La Herradura. En el periódico provincial que capitaneó no se encontró solo. “Fueron unos años en los que los trabajadores protagonizaron una grandísima entrega. Tengo la sensación de que ya no es igual, no por la gente, sino porque los tiempos han cambiado”, reflexiona, agradecido de la labor de empresarios como Esteban Ramírez, que fue presidente del Consejo de Administración de DIARIO JAÉN S. A.. “Era un hombre con una cultura y una visión impresionante”, reflexiona. También recuerda con cariño el paso por Redacción de periodistas que, tras una brillante etapa en la provincia, hicieron carrera fuera, con todo lo aprendido en una rotativa que fiene fama de “gran escuela”. “Fueron tiempos en los que el periódico se modernizó y alcanzó unas cotas que nunca antes había logrado”, apostilla este veterano periodista.

“Parece que fue ayer y resulta que han pasado ya treinta años”

Llegado del Diario de Granada, Francisco Romacho Ruz logró, en Diario JAÉN, completar otra de las etapas de su brillante trayectoria, que le llevó a ser subdirector de El Correo de Andalucía y estar al frente de los Servicios Informativos de Canal Sur, por citar solo alguna de las líneas de su currículum. De su paso por el periódico jiennense, opina: “Parece que fue ayer, pero han pasado ya treinta años”. “Estuve al frente de un grupo muy potente de profesionales, entre los que, como ejemplo, recuerdo a un tal Juan Espejo, el actual director, que era un joven redactor de Deportes”, rememora. “Se hizo un gran trabajo, recuerdo un gran suplemento dedicado a Expoliva y la apuesta por la Semana Santa, entre otros hitos”, apunta. Una labor con muy buenos resultados que, en sus palabras, era fruto del esfuerzo de “unos pocos”. “Solo éramos 10 o 12 y había que trabajar muchísimo, sin embargo, logramos llegar muy lejos y que el periódico creciera”. Romacho Ruz fue el tercero de los directores que estuvo al frente de la cabecera en la etapa democrática, a partir de 1984, con lo que fue uno de los protagonistas de la “democratización” del diario de referencia.