Actualizado
martes, 16 julio 2019
11:51
h
URGENTE

Recurrida la condena por violar a su hija

Ver comentarios
|
14/06/2019

En febrero, la Audiencia Provincial de Jaén impuso una condena de once años de cárcel a un hombre por abusar de una de sus hijas a la que engatusó con el juego de “verdad o atrevimiento”. Los magistrados de la Sección Tercera decidieron que el hombre ingresara en prisión de forma automática, al entender que había riesgo de fuga. Una decisión que se adoptó a pesar de que la sentencia todavía no era firme. La defensa del hombre, identificado como C. J. S., ha presentado un recurso ante el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, en el que reclama que se revoque la condena y se dicte una resolución absolutoria.

La Audiencia consideró probado que el progenitor forzó sexualmente a su propia hija cuando iba a pernoctar a su casa, en cumplimiento del régimen de visitas establecido tras el divorcio del matrimonio. Relata diversos episodios ocurridos entre los años 2011 y julio 2015. Explicó que el condenado se metía en la cama con la niña y la sometía a tocamientos, la obligó a realizarle una felación y llegó a mantener relaciones sexuales completas. Siempre con el juego de “verdad o atrevimiento”.

La Fiscalía también acusó a C. J. S. de hacer lo mismo con su hija pequeña. No obstante, la Audiencia entendió que el progenitor realizó a la niña “peticiones de carácter sexual”, aunque la pequeña nunca llegó a acceder a las pretensiones de su padre. En el juicio, celebrado el pasado 30 de enero, el hombre rechazó de forma muy vehemente los graves cargos que pesaban sobre él: “Ni loco ni borracho ni drogado abusé de mis hijas”, llegó a decir al tribunal.