Actualizado
sábado, 20 julio 2019
16:00
h
URGENTE

Una joven amante de la lírica que ya deslumbró con su poemario “El Agua y la Sed”, merecedor del XVIII Premio Antonio Carvajal

PREMIO JOVEN BRILLANTE
  • Image

La joven de Torredonjimeno María Elena Higueruelo Illana es una consumada poeta. Nacida en 1994, está afincada desde hace más de seis años en la ciudad de Granada. Precisamente en esta provincia ha conseguido su éxito más rotundo en el mundo de la lírica. Con su obra “El Agua y la Sed”, consiguió el XVIII Premio de Poesía Joven Antonio Carvajal, convocado por el Ayuntamiento de Albolote. Con este trabajo deslumbró por su maestría, primero al jurado del certamen y, después, al público en general.

Higueruelo es una persona con los pies en la tierra. Actualmente está centrada en su formación. Después de estudiar Matemáticas, se dedica a completar un Grado en Literatura. En paralelo, no deja de componer versos, su gran afición. En cuanto a su faceta como poeta, refiere que, de adolescente, comenzó a escribir y que ya en la Universidad, al empaparse del ambiente cultural de la Ciudad de la Alhambra, brotó su faceta de creadora. Está muy satisfecha del galardón obtenido en 2015, una distinción que le abrió muchas puertas. De hecho, a raíz del reconocimiento colabora con diferentes revistas culturales. Entre sus objetivos están presentarse a nuevos concursos en cuanto tenga material para un poemario.

En cuanto a su estilo, María Elena Higueruelo destaca que es difícil de definir y concretar, pues la voz poética no para de formarse y son normales los cambios. Al principio, se sentía apegada a la poesía de la experiencia y a la Generación del 50, aunque ahora bebe con frecuencia de José Ángel Valente, Roberto Juarroz o los románticos ingleses. “Me gusta escribir de temas variados. Toco el amor, el paso del tiempo, la reflexión poética o el descubrimiento del otro”, enumera. Como autora, también hizo, meses atrás, una incursión en el mundo del microrrelato. Participó en un concurso como forma de homenajear a Mar Contreras Chambo, una joven víctima de un crimen machista perpetrado en la provincia de Granada.

En cuanto al futuro, Higueruelo tiene claro que ahora su prioridad pasa por los estudios y por buscar trabajo. Sin embargo, continuará con su vocación poética, a pesar de que sabe que resulta prácticamente imposible vivir de la literatura, en particular de la lírica. “Solo pueden ganarse la vida con esto escritores con una trayectoria muy asentada o que consigan premios de gran dotación económica”, precisa. La joven tosiriana se muestra gratamente sorprendida por el galardón que recogerá en la gala de los Premios Reino de Jaén, correspondientes al Área Metropolitana. “Me siento muy agradecida e ilusionada”, concluye.