Actualizado
martes, 21 noviembre 2017
14:37
h
URGENTE

Un lazo ilegal mata a una lince que había “colonizado” Mágina

Melisandre, nacida en Portugal, es hallada muerta en un coto de Jimena
Ver comentarios
|
13/01/2017

Melisandre, una lince hembra nacida en un centro de cría de Portugal y reintroducida en el entorno del Guarrizas, ya en El Condado jiennense, se había establecido en la comarca de Sierra Mágina. Allí había encontrado un terreno propicio para ella y se había “hecho famosa” al ser fotografiada en una finca de olivar el 21 de julio de 2016. Menos de seis meses después, aparece el cadáver de Melisandre, atrapada con un lazo en un coto de caza, un arte ilegal, que no distingue entre especies y, por lo tanto, puede ser muy dañina.

La Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio pudo encontrar fácilmente el cuerpo del animal muerto, al estar controlados sus movimientos por su collar radio emisor. Se trata de una lincesa, de dos años, nacida en el Centro de Cría de Silves, en Portugal, y reintroducida en el entorno de Guarrizas, en El Condado, en febrero de 2016. Técnicos de Medio Ambiente y el Servicio de Protección de la Naturaleza de la Guardia Civil peinan la zona en busca de otras artes ilegales de caza. En esta parte de la comarca, entre los términos de Jimena, Bedmar y Albanchez, aparecieron muertos dos quebrantahuesos envenenados. Por ello, la Junta mantuvo una reunión con responsables de cotos de caza. Bernabé López, de Ecologistas en Acción, demanda que haya menos permisividad ante casos de este tipo y apuesta, incluso, por el cierre preventivo de estos espacios y sanciones contudententes para los autores. “No se puede permitir que el fruto de tanto esfuerzo colectivo se malogre por unos desaprensivos”, reflexionó.

Recuperados dos buitres y un azor
idcon=12575642;order=6

La Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio soltó dos ejemplares de buitre leonado y un azor en el Collado de los Jardines, situado en el Parque Natural de Despeñaperros, todos fueron recuperados en el Centro de Recuperación de Especies Amenazadas (CREA) Quiebrajano de Jaén capital. Este centro salvó a 255 ejemplares durante el año 2016. Todos llegaron a estas instalaciones de la Junta de Andalucía con algún tipo de lesión o enfermedad. El delegado territorial de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, Juan Eugenio Ortega, explicó que se trata de tres ejemplares que fueron tratados en el CREA de Jaén gracias a la colaboración ciudadana. “Cada día está más concienciada de que, al encontrar un ejemplar con problemas, debe ponerse en contacto con la Administración, porque sabe que la recuperación del mismo es posible porque existen unas instalaciones y unos profesionales preparados para ello”, dejó claro. Uno de los buitres leonados fue localizado por un particular, el pasado 20 de noviembre, en el casco urbano de Baños de la Encina, mientras que el otro ejemplar apareció, días después, en un cortijo de Villanueva de la Reina. El azor fue hallado el pasado mes de junio en el término municipal de Mancha Real, con problemas en el plumaje.