Actualizado
jueves, 16 agosto 2018
21:43
h
URGENTE

Medidas para mejorar el tráfico rodado en la ciudad

Acciones que tienen como objetivo garantizar la seguridad e integridad física de conductores y viandantes
  • TRÁFICO. Jerónimo García y Francisco Muro, en el cruce de la calle Jódar con Comendador Messías.
    TRÁFICO. Jerónimo García y Francisco Muro, en el cruce de la calle Jódar con Comendador Messías.

Acciones para mejorar la seguridad vial en la ciudad patrimonial, como la colocación de balizas y reductores de velocidad. El concejal de Seguridad Ciudadana y Movilidad, Jerónimo García, informó a la ciudadanía acerca de las últimas acciones que se llevaron a cabo en la ciudad, con el objetivo de mejorar la seguridad vial y evitar accidentes de tráfico. “Actuaciones que han sido puestas en marcha tras un estudio de la propia Jefatura de Policía Local, al comprobar distintas situaciones y problemáticas que se estaban generando en el municipio, e indicó que muchas de ellas han sido trasladadas por los propios vecinos”, subrayó el edil.

Una de las iniciativas que se pusieron en marcha fue la colocación de balizas luminosas en el asfalto, que, de momento, explicó el concejal, se han instalado de prueba, dos en la avenida Cristo Rey. No obstante, añadió. “La intención es instalar diez más, principalmente en pasos no semaforizados, con el objetivo de facilitar la visibilidad al conductor cuando se aproxima al paso de peatones y así vaya reduciendo la velocidad, para garantizar la visibilidad del peatón”. Jerónimo García también manifestó que se han colocado reductores de velocidad anclados al pavimento y con un sistema de absorción de la vibración en calles como Ariza, San Marcos, Ronda Antonio Muñoz Molina, Pastores, entre otras. Este sistema, dijo, logra reducir las molestias por ruido y, además, mejora la seguridad de los vecinos de la zona y de los peatones que transitan en el lugar, minimizando el riesgo de atropello. “Muchas de las zonas en las que se han instalado estos reductores de velocidad venían precedidas de peticiones ciudadanas y de la comprobación de la propia policía de lugares con riesgo de accidente”, argumentó.

Esta acción se ha visto reforzada en algunas zonas con la instalación de señales verticales y de espejos cóncavos que mejoran la visibilidad. El concejal citó como ejemplo la intersección de la calle Jódar con Comendador Messías, un cruce considerado un “punto negro” en el que ocurrían numerosos accidentes.

“Tras la puesta en marcha de esta acción, se han reducido a cero las colisiones”, aseveró el concejal de Seguridad Ciudadana. Estas medidas de seguridad vial se han extendido a la regulación de semáforos, como el que hay en el cruce de Valdecanales con Cristóbal Cantero. “Los vecinos de la zona de la Atalaya nunca tenían preferencia y eso ha provocado varios accidentes”, aclaró García.

“La regulación también se realizó en la avenida Ramón y Cajal, para aumentar el sincronizado de las fases de verdes durante el día, con el fin de eliminar las colas de las calles adyacentes y dar preferencia a los escolares, en horario de entrada y salida a su centro educativo”, señaló el edil. Jerónimo García adelantó que se está realizando un estudio para eliminar señalización sobrante.