Actualizado
viernes, 21 septiembre 2018
17:50
h
URGENTE

Actos y cultos en honor de

Los ubetenses se preparan para despedir a su patrona y alcaldesa perpetua
  • DEVOCIÓN. La Virgen de Guadalupe, recibida por los ubetenses en el Molino de Lázaro el pasado mes de mayo.
    DEVOCIÓN. La Virgen de Guadalupe, recibida por los ubetenses en el Molino de Lázaro el pasado mes de mayo.

El periodo estival camina hacia su final y, con él, como cada año, la estancia de la “Chiquitilla del Gavellar” en la ciudad de Los Cerros. Por ello la Real Archicofradía Matriz de Nuestra Señora de Guadalupe, patrona y alcaldesa perpetua de la ciudad, programa una serie de actos en honor de la más querida y preciada.

Desde el pasado 21 de agosto y hasta hoy, los fieles podrán venerar a la Santísima Virgen de Guadalupe, en su talla original, en la capilla de la Basílica Menor de Santa María de los Reales Alcázares. Mañana, día 30, comenzará la solemne novena que está previsto que concluya el 7 de septiembre. Será predicada por el reverendo salesiano Marco Antonio Vázquez Fernández. Cada uno de los nueve días que dura la novena, la celebración religiosa estará acompañada por un coro diferente. Como es tradicional, la misa del 3 de septiembre, que comenzará a las diez de la mañana, será dedicada a los enfermos, eucaristía que será oficiada por el capellán del Hospital Comarcal San Juan de la Cruz, Manuel Galiano.

En la noche del 7 al 8 de septiembre se vivirá, a partir de las once y media, la vigilia de la aparición de Nuestra Señora de Guadalupe, acto en el que participarán los coros Alma Madre y Los Reales. El viernes, 8 de septiembre, se celebrará la solemne fiesta principal cuya misa será presidida por el obispo de Jaén, monseñor Amadeo Rodríguez Magro, y concelebrada por los sacerdotes y clero en general de la ciudad. Está previsto que participe la Agrupación Coral Virgen de Guadalupe, hermana honoraria de la Real Archicofradía. Por la tarde, a partir de las ocho, se celebrará la magna procesión general. Partirá de Santa María, recorrerá las principales calles del casco antiguo de Úbeda y se encerrará en la iglesia de la Trinidad. Al día siguiente, como manda la tradición, tendrá lugar le besamanto de la Virgen.

El broche de oro de todas estas actividades será el traslado de la “Chiquitilla del Gavellar” hasta el santuario, donde permanecerá en su retiro invernal hasta el próximo mes de mayo, cuando los ubetenses, con mucha alegría, bajarán de nuevo a recogerla para que pase entre sus hijos y devotos los meses de verano, aunque siempre velará por ellos esté donde esté. En el Molino de Lázaro, tras la celebración de la eucaristía en la iglesia de la Trinidad, a las seis y media de la mañana, será despedida por Luis Martínez Rueda. Una vez en el santuario se oficiará otra misa en la que participará el coro Pasión Andaluza.

Además, como ya es habitual, saldrá un autobús de la gasolinera de Cuatro Caminos, que trasladará a todos los guadalupanos que quieran acompañar a la patrona de Úbeda hasta el santuario después de la despedida en el Molino de Lázaro. Conviene recordar a los devotos y ciudadanos en general, que se celebrará misa en el santuario los segundos y cuartos domingos del mes.

Desde la Archicofradía informan de que ya están a la venta los décimos de lotería nacional de Navidad, que pueden adquirirse en Carnicería Madrid, Santa María o a través de la junta directiva.