Actualizado
martes, 20 noviembre 2018
10:12
h
URGENTE

Retiran pintadas en las ruinas de San Francisco de Baeza

Ver comentarios
|
29/12/2017

El Ayuntamiento de Baeza está procediendo a la limpieza de las pintadas aparecidas en las Ruinas de San Francisco. Los responsables han sido identificados por la Policía Local y las diligencias, al tratarse de menores, trasladadas a la Fiscalía de menores.

No es la primera vez que se producen pintadas en Baeza, hace pocas fechas, los Servicios de Limpieza pusieron en marcha un plan especial para su eliminación en diversas zonas de la ciudad.

Las pintadas y grafitis son una lacra de la que no se libra la Ciudad de Baeza, en diversas ocasiones, el Ayuntamiento ha denunciado esos actos vandálicos que afectan edificios tanto públicos como privados, algunos de un carácter monumental y patrimonial muy destacado.

Actos vandálicos que perjudican notablemente estos espacios públicos y privados, ofreciendo un aspecto deslucido y degradado, que afecta muy negativamente a Baeza y la imagen que de ella se llevan los miles de visitantes que acuden a nuestra Ciudad Patrimonio Mundial, según se informa en un comunicado

Para evitar en la medida de lo posible que estos actos vandálicos se produzcan, se han realizado campañas de concienciación y pedido la colaboración ciudadana, para como decíamos, en la medida de lo posible evitar estos actos vandálicos y cuando se producen, poder actuar contra los responsables.

En este caso, los responsables han sido localizados e identificados por la Policía Local de Baeza, que está instruyendo las diligencias, que serán remitidas a la Fiscalía de Menores, al tratarse de tres vecinos de la ciudad, menores de edad.

Los servicios municipales de limpieza han procedido a limpieza de la zona, eliminando estas pintadas vandálicas realizadas en el entorno de las Ruinas de San Francisco.

Desde el Ayuntamiento agradecen la colaboración ciudadana, clave para poder erradicar esta lacra que afecta a todas las ciudades, pero que en una Ciudad Patrimonio Mundial tienen una especial repercusión negativa en el conjunto monumental, principal seña de identidad de Baeza, uno de sus principales recursos y un motor de desarrollo económico.

Desde esta óptica el paisaje urbano de Baeza es el transmisor de la imagen que se proyecta hacia el exterior en cuanto a cultura, educación ciudadana y tutela hacia el propio patrimonio de la ciudad. Y que todos debemos esforzarnos en preservarla de este tipo de actos vandálicos.