Actualizado
martes, 24 enero 2017
13:27
h
URGENTE

Pasos para lograr la salvación del palacio de Torrequebradilla

El Ayuntamiento quiere declarar el ruinoso monumento Bien de Interés Cultural
  • en peligro. Vista área de la Casa Palacio de los Condes de Torralba, el principal edificación civil de Torrequebradilla.
    en peligro. Vista área de la Casa Palacio de los Condes de Torralba, el principal edificación civil de Torrequebradilla.

El teniente de alcalde de Villatorres, Miguel Manuel García Moreno, desvela “avances significativos” para la protección de la Casa Palacio de los Condes de Torralba, monumento destacado de Torrequebradilla, uno de los tres núcleos que forma el municipio villatorreño. Que el inmueble se encuentra en un estado ruinoso no es un secreto. Tanto es así que está incluido en la Lista Roja del Patrimonio, que elabora la Asociación Hispania Nostra, desde hace ya cuatro años. Los propietarios de la casona señorial, que tiene su origen en el siglo XIV, se la cedieron a la Administración municipal durante 50 años, aunque el Gobierno local quiere ir más allá y lograr la titularidad. Antes, no obstante, quiere impulsar importantes acciones. La inmediata es ejecutar trabajos, a lo largo de 2017, para apuntalar y limpiar el edificio, con el objetivo de evitar que se venga abajo. Para ello, como desvela Miguel Manuel García Moreno, el único representante de IU en la Corporación Provincial, ya ha habido contactos con responsables de la Diputación, con la idea es hacer frente a los gastos con algún fondo de emergencia. Aunque la idea es de mucho más calado, ya que quieren que sea declarado un Bien de Interés Cultural (BIC), lo que incrementaría su protección legalmente e implicaría a más instituciones.

Para lograr que Torrequebradilla, un pequeño núcleo con 301 habitantes censados, tenga un BIC, el equipo de Gobierno cuenta con el asesoramiento de Pedro Galera Andreu, profesor de la Universidad de Jaén, catedrático de Historia del Arte, académico correspondiente de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando de Madrid y consejero director del Instituto de Estudios Giennenses y el Colegio de Arquitectos. Pero, además de para garantizar una mayor protección para la casa palaciega, la declaración de BIC permitirá al Ayuntamiento optar a acogerse a los fondos del 1% Cultural que concede el Ministerio de Fomento. Con este apoyo económico y otras inversiones, sí se podrá acometer un proyecto de mucho más calado que permita, a la larga, contar con un nuevo atractivo turístico y un espacio para usos públicos.

El inmueble es una edificación rectangular de dos plantas, con un torreón de tres alturas, con edificaciones anexas de servicio y una gran parcela vallada en mampostería. La fachada principal se compone de tres cuerpos, uno central con arcos de medio punto y gran esbeltez en planta baja y galería dintelada la primera, con dos cuerpos cerrados a cada lado. El torreón, a la derecha, con tres pisos, presenta, incluso, restos de apoyo de un matacán en su planta superior, la tercera, reutilizada como palomar. El palacio está muy vinculado a los vecinos ya que, después de la Guerra Civil, muchos de los habitantes de Torrequebradilla se cobijaron allí.

el acceso al interior es imposible

La construcción de un gran muro frente al palacio hace que sea inaccesible. No obstante, la propia lógica invita a no pasar al interior, por el peligro de venirse abajo. Un informe municipal, de 2013, realizado a petición de vecinos de Torrequebradilla, ya deja clara esta situación e, incluso, el técnico firmante sugiere que la mejor opción es su demolición.