Actualizado
miércoles, 17 octubre 2018
20:33
h
URGENTE

La Puerta debe cinco nóminas a los trabajadores municipales

El alcalde reconoce la dura situación y espera pagar tres en las próximas semanas
Ver comentarios
|
11/10/2018

Junio, julio, agosto, septiembre y la extra de verano. Son las cinco nóminas que adeuda el Ayuntamiento de La Puerta de Segura a sus 62 trabajadores, consecuencia de la dura situación que arrastran, desde hacen años, las arcas municipales.

El sindicato UGT convocó una asamblea general de trabajadores en la que, como destaca la organización, se abordó esta “situación tan grave” y se anunció que se adoptarán un conjunto de medidas y movilizaciones, que van desde las concentraciones y reuniones con responsables políticos hasta las denuncias. “Desde UGT se pedirá a todos los responsables políticos, tanto locales, provinciales, autonómicos y estatales, que sumen esfuerzos para evitar la muerte del Ayuntamiento y de los servicios públicos”, destaca. Y añade: “UGT exigirá una mayor financiación para la Administración más cercana a los ciudadanos, en defensa de sus nóminas, en defensa de los servicios públicos que deben recibir los ciudadanos de La Puerta de Segura y en defensa del Ayuntamiento. Los trabajadores lucharán por su pueblo, por su Ayuntamiento y por sus derechos, esperando que la clase política ponga solución a la agonía que padecen”,

Como recuerda UGT, el Ayuntamiento arrastra una deuda de diez millones de euros que se agrava por una situación financiera que presenta un desequilibrio entre gastos e ingresos. Este desequilibrio lo confirma el alcalde de La Puerta, Jesús Cózar, en el cargo desde hace menos de un año: “Se deben cinco nóminas y no precisamente porque no queramos pagar, sino porque no se ha podido hacer frente. Venimos arrastrando una deuda bastante considerable desde hace años, pero no solo nos lacra esta, sino el descuadre en el presupuesto entre ingresos y gastos, lo que supone, a su vez, que el funcionamiento del día a día sea muchas veces catastrófico”. En este sentido, reconoce que estos problemas económicos “pasan factura”, tanto a los trabajadores y proveedores, por lo que comprende que se movilicen. “Es lógico que a los trabajadores quieran cobrar a final de mes. Por mi parte, desde que entré en el Gobierno, probablemente, haya hecho más reuniones con el comité de empresa de las que se hayan hecho muchos años atrás”, asegura. Como solución a corto plazo, espera “poner al día” las nóminas en las próximas semanas. Lo hará con la cobranza del impuesto de vehículos. Normalmente, como explica, esta se hace en junio, pero la mejora el sistema de cobro —para evitar un sobrecoste— ha supuesto la demora de estos ingresos en las cuentas del Ayuntamiento. Esta es una de las partidas más importantes de ingresos por tasas, a las que se sumará, como explica, el tercer trimestre de aguas y basura. Así, si todo va bien, podrá abonar los sueldos municipales, al menos, por ahora.

“Estamos trabajando todo el equipo de Gobierno, junto con el equipo técnico, en analizar la situación en profundidad. Además, la Junta y el Ministerio tienen conocimiento de nuestra situación y la Diputación, incluso, elabora un informe económico para intentar qué posibilidades tenemos para mejorar”, detalla. “Hemos tomado una serie de medidas desde que llegué a la Alcaldía. Empecé por reducirme el sueldo y se suprimió el del teniente de alcalde, reducimos los gastos en festivos y hasta en contrataciones”, resalta. Al mismo tiempo, como adelanta, están pendiente de una reunión con el Ministerio de Hacienda y Administraciones públicas para ver qué medidas pueden adoptar de su mano.

Las movilizaciones comenzarán el día 22
idcon=13537064;order=11

UGT presentó ante la Subdelegación del Gobierno la comunicación de concentraciones ante las puertas del Ayuntamiento de La Puerta de Segura para protestar por el impago de las nóminas. Estas se celebrarán, como adelanta el sindicato, todos los lunes desde el día 22 de octubre, de 10 a 11 de la mañana, hasta que se normalice la situación que, como apunta, “hunde la economía domestica y patrimonio, de los empleados públicos”. Asimismo, UGT asegura que “no descarta mayores movilizaciones” y anuncia que se desplazarán “donde sea necesario” en defensa del patrimonio de los empleados públicos, del Ayuntamiento y los servicios públicos que debe prestar.

En este sentido, como explica el propio alcalde, Jesús Cózar, ya han sido muchas las reuniones en las que se han puesto sobre la mesa los datos y la situación que atraviesa el Ayuntamiento. “Yo mismo les dije que están en su derecho y que lo único que puedo hacer más es unirme a ellos. No hay otra. Tenemos que remar todos en la misma dirección para solucionar la situación en la que estamos para salvar el barco”, reconoce.