Actualizado
lunes, 19 noviembre 2018
23:33
h
URGENTE

El papel del derecho penal dentro del mundo deportivo

El seminario reflexiona sobre la labor jurídica en un ámbito de gran interés
Ver comentarios
  • DEPORTE. Ignacio Benítez Ortúzar, director de este curso.
    DEPORTE. Ignacio Benítez Ortúzar, director de este curso.

El deporte es una de las aficiones que cuenta con un mayor número de seguidores en todo el mundo. Pero el deporte acarrea otra serie de intereses que durante estos días se abordan en uno de los cursos de verano de la sede “Antonio Machado”.

El seminario “Corrupción y fraude en el deporte. Respuestas jurídicas”, dirigido por el catedrático de Derecho Penal de la Universidad de Jaén, Ignacio Benítez Ortúzar, enfoca el deporte pero desde la perspectiva del derecho penal y sobre cómo debe de actuar.

“Se trata de realizar, de una forma global y desde distintas perspectivas, determinadas respuestas que hay que dar al mundo del deporte en torno a irregularidades y situaciones controvertidas que surgen dentro de este mundo y que requieren de la intervención del derecho. A veces no siempre se ha respondido jurídicamente como en otros sectores de la sociedad. Ha sido como un mundo aparte, ajeno a todo y que cada vez más está entrando en el derecho penal”, afirma Benítez.

Añade que la disciplina deportiva es la que en determinados casos debe de actuar con respecto a ciertos problemas e irregularidades que suceden dentro del deporte, pero que, cada vez es más necesario que el derecho penal sea el encargado de velar por algunos aspectos de importancia que confluyen en este mundo.

“Cualquier tipo de actividad deportiva conlleva también una serie de actuaciones que no tienen nada que ver con el deporte pero que inciden en esas prácticas. Como por ejemplo las apuestas deportivas. Ya no entramos en que determinados resultados sirvan para alcanzar el triunfo o para ascender o evitar el descenso. También se hace para ganar ingentes cantidades de dinero que, además, son apuestas que se hacen desde otros países como Asia”, sostiene Benítez.

Para él, lo ideal sería que el derecho penal pudiese estar al margen de estos asuntos, pero alude a la evolución de la sociedad desde una perspectiva compleja que necesita, en el caso del derecho penal, limitar sus funciones.

“Se debe de intervenir en aquellas competiciones de especial relevancia porque mueven mucho más que lo que es el propio deporte. Por ejemplo, en el fútbol, estar dentro de la segunda división supone una diferencia de 40 o 50 millones de euros para el año siguiente”, sostiene Benítez para argumentar la importancia de intervenir dentro del deporte.