Actualizado
lunes, 22 octubre 2018
09:14
h
URGENTE

Devoción bajo las estrellas

La 791 Aparición recuerda el encuentro entre la Virgen y el pastor de Colomera

Yllegó la noche esperada, con una lluvia de estrellas que coronó a la Reina de Sierra Morena. Miles de devotos se congregaron para celebrar el 791 aniversario de la Aparición de la Virgen de la Cabeza. Recordar que esta celebración corresponde a la presentación de la Virgen frente a aquel pastor de Colomera (Granada), al que encargó que construyera su hogar en el cerro del Cabezo. Este año, la imagen de la Morenita se visitó de color rosa, concretamente del tono Jacinto Rosáceo. Con este gesto se quiso recordar a aquellos fieles que padecen o padecieron cáncer. El manto que llevó fue donado en el año 2017 por la familia Rodríguez, del municipio de La Carolina. La programación preparada para el desarrollo de la festividad se desarrolló como había sido planeada, respetando, en la medida de lo posible, los horarios. La Cofradía Matriz se volvió a reunir las filiales, que ascendieron a más de sesenta. Se realizó la procesión de traslado, del interior del templo al exterior, donde se celebró el rezo del rosario y la santa misa. El Ayuntamiento instaló el altar que se usa en romería para la celebración de este acto, que es más grande y que, además, posee una rampa de acceso. Este año, el coro de la Cofradía Matriz volvió a acompaña a la Morenita durante la eucaristía, sumando sus cánticos a las oraciones de los miles de fieles.

La alcaldesa perpetua del municipio andujareño fue vitoreada en innumerable ocasiones a lo largo de la extensa noche. Tras la finalización de la eucaristía comenzó la esperada procesión de la Madre de Sierra Morena por el cerro del cabezo. Al encuentro anual se reunieron personas de todo el panorama nacional, pues además de la población andujareña y de municipios vecinos, recibieron la visita de Colomera, o de la lejana comunidad autónoma de Cataluña. La cofradía de esta última llegó el día 10 de agosto para realizar su tradicional paseo por las calles de Andújar. Su presidente, José García, explicó que llevan treinta años sin faltar a este encuentro en el municipio, donde se reúnen con la Cofradía Matriz y representantes del Ayuntamiento. Durante el transcurso de la celebración se contó con un amplio dispositivo de seguridad para velar por el bienestar de los asistentes al encuentro. El Ayuntamiento puso dos ambulancias, dos médicos y dos enfermeros; ocho efectivos de la Policía Local, dos camiones del Parque de Bomberos con cinco trabajadores, y más de treinta voluntarios de protección civil. Añadir el trabajo de la Guardia Civil, que se encargó de controlar el tráfico por la carretera del Santuario. El dispositivo se organizó conjuntamente entre el Gobierno Central, la Junta y el Ayuntamiento.