Actualizado
sábado, 18 noviembre 2017
15:31
h
URGENTE

Denuncia por actos vandálicos en una tumba de La Carolina

Marcos Martínez encuentra el panteón de sus padres y su hija destrozado
Ver comentarios
|
15/11/2017

Vandalismo en un lugar sagrado y de descanso eterno. La Guardia Civil de La Carolina investiga los importantes daños producidos en un panteón familiar del Cementerio Municipal de esta ciudad. En este sentido, cabe resaltar que Andrés Marcos Martínez, vecino de la capital de las Nuevas Poblaciones, puso una denuncia en el cuartel de la Benemérita. Y el texto de la denuncia así lo refleja: “Han causado desperfectos de gran valor en la tumba donde descansan los restos de mis padres y de mi hija Raquel, producidos al parecer, con el florero de granito que estaba adosado a la misma”. Precisamente, el denunciante fue avisado por la Policía Local, el pasado lunes, debido a que la tumba había sido dañada. Se trata de un panteón familiar edificado con material de granito negro, que tiene un par de metros de altitud en la zona trasera y algo más de un metro de altura en la zona delantera. Los daños causados que presenta afectan a las cuatro esquinas de la tumba así como al cristal y parte superior, donde se encuentran las flores. Además, el granito aparece roto a ambos lados de la edificación, lo que ha dejado vistos los ladrillos macizos que debían estar revestidos de piezas del material decorativo. Unos destrozos que se han causado poco después de una de las fechas más concurridas en el camposanto, la festividad del 1 de noviembre.

El propio Andrés Marcos explica que el Ayuntamiento de La Carolina tiene conocimiento de estos daños. “Fuimos a la Casa Consistorial para hablar con alguien del equipo de Gobierno local y una de las personas delegadas del cementerio nos dijo que están estudiando el asunto, por lo que desconocemos, por el momento, si van a actuar o no ante estos hechos”, explica el afectado por estos actos vandálicos. “Asimismo, la Guardia Civil ha tomado huellas sobre la tumba y mantiene abierta una investigación que pueda aportar luz al caso, es decir, si fue una o varias personas las autoras de estos destrozos”, matiza Marcos Martínez. Por todo ello, los familiares del panteón destrozado están a la espera de lo que dictaminen tanto el Ayuntamiento como la Guardia Civil porque, lógicamente, como adelanta, “esto no va a quedarse así”. “Nuestra intención es que se arregle la tumba cuanto antes”, concreta el denunciante. En cuanto a la valoración de los daños producidos, la familia está a la espera de recibir un presupuesto por parte de un marmolista al que se ha solicitado que calcule lo que podría costar el pertinente arreglo del panteón.