Actualizado
miércoles, 20 febrero 2019
11:45
h
URGENTE

Plan para mejorar la calidad de vida en las distintas aldeas

Estudios para lanzar proyectos en función de las necesidades de las pedanías
  • ESFUERZO. Cintia Díaz, Rafael Cano, María José Aceituno, Francisca Mudarra y María de la Cabeza Martín.
    ESFUERZO. Cintia Díaz, Rafael Cano, María José Aceituno, Francisca Mudarra y María de la Cabeza Martín.

Las profesionales Cintia Díaz y María de la Cabeza Martín son las encargadas de impulsar un plan municipal para la creación de “proyectos creativos” en las aldeas. Las dos jóvenes reciben una remuneración gracias a los programas de empleo de la Junta.

Ambas, con la concejal de Servicios Sociales e Igualdad, María José Aceituno; y los pedáneos de Santa Ana, Rafael Cano; y de Ribera Alta, Francisca Mudarra, fueron las encargadas de presentar la idea, en la que se trabaja en un plazo de seis meses. Aceituno aseguró que el objetivo es, mediante una labor transversal, hacer un análisis de la realidad de los núcleos rurales, en una búsqueda de sus necesidades, fortalezas y recursos. Después de esa recogida de datos, se propondrán proyectos concretos a corto, medio y largo plazo. La edil socialista valoró la implicación vecinal y la alta participación en todos los anejos, incluso los más pequeños. Ya fueron visitadas por las técnicas catorce de las dieciséis entidades rurales. “Alcalá, su riqueza, son las aldeas”, expresó Aceituno.

La propuesta comienza con un análisis demográfico y de la situación exacta de cada lugar. Esto permite la elaboración de un mapa de recursos y da paso a encuentros vecinales. De acuerdo con la concejal, de esta manera las pedanías empiezan a dinamizarse por sus propios medios. También detalló que el trabajo se efectúa “desde una perspectiva de género”. El enfoque, “a priori”, se hace desde cuestiones relacionadas con los Servicios Sociales, como por ejemplo la accesibilidad para discapacitados o la prevención del consumo de drogas. No obstante, en el diálogo con los vecinos surgen otro tipo de cuestiones.

Francisca Mudarra y Rafael Cano se mostraron satisfechos con la implantación de la convocatoria. Sin embargo, el representante santanero admitió que, en la primera reunión para explicar a los pedáneos en qué consistía la idea, no les quedó claro. El nombre exacto del plan es “Investigamos, actuamos para crear entornos creativos en zonas rurales”. En el folleto editado por el Ayuntamiento se indica que el fin es la mejora del bienestar social de la comunidad, con independencia de la edad, el sexo o la nacionalidad de cada persona. Se invita a los habitantes de esas áreas a comunicar sus necesidades y demandas socioculturales y a transmitir sugerencias, inquietudes y opiniones.

Las aldeas viven, desde hace décadas, un proceso de regresión demográfica, menos acentuado en algunos casos como Santa Ana o La Rábita. El algunos casos, solo alberga a unas decenas de vecinos, en ocasiones repartidos en viviendas dispersas. En paralelo, se produce un marcado envejecimiento de la población. En la actualidad, las quince pedanías y la entidad local de Mures acogen a menos de 5.000 habitantes, menos del 25% de todo el municipio alcalaíno.