Actualizado
miércoles, 14 noviembre 2018
20:37
h
URGENTE

Estrategias para lograr la igualdad universitaria

Los resultados del primer plan ofrecen datos satisfactorios, pero se detecta una alta masculinización en la investigación
  • datos. Antonia García, Isabel María Cañada, Matilde Peinado, José Manuel Árbol y Beatriz Borges.
    datos. Antonia García, Isabel María Cañada, Matilde Peinado, José Manuel Árbol y Beatriz Borges.

Lograr que la igualdad entre hombres y mujeres sea una realidad en el ámbito de la Universidad de Jaén (UJA) es el propósito en el que trabaja la Unidad de Igualdad de la institución. El órgano, creado “ad hoc” para analizar esta realidad en todos los aspectos de la vida universitaria, resalta que el principal escollo discriminatorio se halla precisamente en los puestos de responsabilidad relacionados con la investigación. Se trata de una de las principales conclusiones extraídas en los resultados de la evaluación del I Plan de Igualdad efectiva entre mujeres y hombres de la UJA, con vigencia de 2012 a 2015. “Desde el punto de vista cuantitativo, son datos bastante satisfactorios, porque el porcentaje de cumplimiento es alto, aunque hay que destacar como muy deficitarias las áreas relacionadas con la investigación, en las que hay que seguir trabajando en los próximos años”, indicó la directora de la Unidad de Igualdad, Matilde Peinado.

Otro aspecto de desequilibrio que puso de relieve Peinado fue el número de catedráticas y de mujeres titulares de Universidad, que es muy inferior al de hombres. “Esta tendencia no se va a revertir de una manera natural, por lo que en el II Plan de Igualdad se introducirán medidas para corregirlo, aunque esta tendencia es común en toda la Universidad española”, manifestó la responsable, quien argumentó que la causa de esta situación: “Habitualmente, las obligaciones que tiene el colectivo femenino impiden que avance en materia curricular al ritmo de los hombres”.

En la mesa debate intervinieron miembros de la Comisión de Evaluación del I Plan de Igualdad, como Antonia García, José Manuel Árbol, Beatriz Borges e Isabel María Cañada. Cada uno expuso los resultados de uno de los cinco ejes estratégicos y se abrió un debate de propuestas de mejora.