Actualizado
lunes, 15 octubre 2018
17:42
h
URGENTE

España sufre para defender
su título europeo ante Portugal

La selección deja fuera a Kazajistán en los penaltis
|
09/02/2018

La selección española de fútbol sala podrá defender su título en la final del Campeonato de Europa, que se disputa en Eslovenia, tras eliminar a Kazajistán en semifinales gracias a la tanda de penaltis (1-3) que deshizo el 5-5 con el que se alcanzó el tiempo final de la prórroga. El combinado de José Venancio López, siete veces campeón de Europa, buscará mañana (21.00 horas) su octavo entorchado continental ante Portugal. La mejor selección del mundo necesitó de los lanzamientos de penalti para dejar en la cuneta a Kazajistán, que nunca se dio por vencido. Los de Cacau, muy reconocibles por su juego de cinco, se adelantaron en el marcador con un gol de Taynan a los ocho minutos. Una doble pared con Douglas permitió a los kazajos tomar ventaja y hacer reaccionar a España. A partir de ahí reaccionó de mano de Pola, que estuvo cerca del empate, y sobre todo, tras una acción con mucha fortuna que Yesenamanov introdujo en propia meta después de que Álex sacase un córner muy intencionado. España se hizo dueña de las mejores ocasiones y, antes del descanso, llegó a voltear el marcador con un disparo de Marc Tolrà. El jugador del Barça, que no había vuelto a jugar desde su error ante Francia en la primera jornada del Europeo, anotó con su interior después de una asistencia de Miguelín. Sin embargo, como consecuencia del correcalles que se convirtió el choque, Kazajistán volvió a igualar la contienda con un golazo de Higuita, que batió a Sedano con violencia. Fue entonces cuando llegaron los momentos más complicados para la heptacampeona de Europa, que empató por mediación de Joselito. España supo gestionar la dificultad, se apoyó en el criterio de su circulación y apostó por el acierto de sus jugadores con más calidad. El interista Pola —el gran protagonista español de este Europeo— firmó el 3-4 con un disparo imparable y metió el miedo en el cuerpo a su oponente. Desde este momento, y sin orden alguno en el 20x40, Kazajistán puso el empate a cuatro por mediación de Douglas Junior; Miguelín firmó el 4-5 que parecía definitivo y Zhamankulov, aprovechando un balón cerca a la línea de gol, estableció el 5-5 que metió el choque en la prórroga. En el tiempo extra no se movió el luminoso y fue desde el punto de penalti donde España certificó su novena final en once campeonatos que se han disputado desde la creación del torneo en 1996. Por España marcaron Miguelín, Ortiz y Lin, mientras que Paco Sedano detuvo el primer lanzamiento de los kazajos para citarse con Portugal en la final por el título. Los lusos obtuvieron la clasificación para la Final tras vencer a Rusia por 2-3 en la primera Semifinal. Los de Jorge Braz le dieron la vuelta al tanto inicial de Eder Lima con dos goles de André Coelho y uno de Bruno Coelho. En esta ocasión, Ricardinho, el mejor jugador del planeta, no pudo marcar en el decisivo partido con Rusia.