Actualizado
sábado, 25 mayo 2019
01:22
h
URGENTE

Estrés electoral...

Ver comentarios

Nunca se me pasó por la cabeza que mi reciente compromiso con la política me iba a exigir tamaño esfuerzo físico, psíquico e intelectual para estar a la altura de todas y cada una de las personas con las que tengo que reunirme. Inicialmente, cuando se me invitó a colaborar, pensé que serían colaboraciones esporádicas por razón de mis años de trabajo en las organizaciones sindicales, sociales y relacionadas con mi doble profesión de funcionario y jurista en un despacho de abogados. Hoy, cuando acabo de sentarme para digerir la segunda convocatoria anticipada de elecciones, primero en Andalucía y mes y medio después de Generales, con otras elecciones municipales pendientes, me pregunto: Sito, ¿dónde te has metido? Menudo estrés electoral. Me lo tomaré con filosofía y con humor. Ahora bien, a una persona normal como yo, con una edad moderada como yo, con una situación familiar como la mía, el cuerpo me pide “salir corriendo”. Cumpliré con mis compromisos, dije que íbamos a conseguir la Alcaldía de Jaén y la obtendremos, como se obtuvo el Gobierno de Andalucía, éxito sin precedentes. Tocan elecciones generales con Semana Santa de por medio, así que me encomendaré a mi venerado Cristo de la Buena Muerte para que guie mí trabajo, me dé salud y podamos ofrecerle el Gobierno de España.