Actualizado
viernes, 19 abril 2019
13:59
h
URGENTE
Imagen Sin título-1
Juan Espejo González

Aquellos alcaldes y aquella alcaldesa

Ver comentarios
  • AYUNTAMIENTOS. Hacer mucho, con poco.
    AYUNTAMIENTOS. Hacer mucho, con poco.

Pasa el tiempo que vuela y la democracia se ha hecho tan mayor que es cuarentiañera, abriéndose paso ahora a una serie de efemérides que la empequeñecen y la turban como emponzoñan nuestra propia connivencia y me refiero al órdago del independentismo catalán, diríamos que quizá envalentonado por el propio Gobierno de Sánchez y diríamos bien. Nadie se ofenda, que opinar no es ofender si se guarda la compostura que la propia Constitución marca y donde se habla tanto de libertad de expresión como del propio derecho de los ciudadanos a una información veraz. Son los tiempos convulsos que vivimos con manifestaciones en la calle para echar a Sánchez de La Moncloa, igual que otra contra Zapatero se salía para erradicar la ley del aborto o el matrimonio gay y luego en el Gobierno, pues resulta que no, que no fue así, ni cambiaron una sola coma. La política ‘esaboría’ y ‘descastá’, que cantaba Carlos Cano.

Aprovecho ahora este hueco en el calendario político español y jaenero, cuando aún no ha empezado el juicio a los señores políticos que se saltaron la ley y ahora se quejan de que la ley los siente en el banquillo y cuando aún no resuena el “toque a arrebato” de los partidos para conquistar las Alcaldías de los ayuntamientos patrios, para ensalzar la labor de todos ellos. Vaya por delante la excepción, que en cada legislatura, siempre sale un trápala (o dos), pero no cuentan si la Justicia, también actúa contra ellos, de forma rápida y eficaz y los quita de la circulación política. Me asombra maravillosamente y admiro aquellos alcaldes y alcaldesas que lo dan todo por su pueblo, hasta su propia vida, porque en los pueblos no hay horas ni agendas, surgen los problemas y hay que acometerlos, surgen las necesidades de cada familia y ahí está el alcalde para dar un abrazo y un pedazo de pan (y un jornal que justificar). Alcaldes que saben que nunca harán carrera política, porque para todos no hay (aparte enchufados), y ahí siguen, empeñados en cambiar su pueblo y esa es la realidad, que con su trabajo y esfuerzo y dedicación (y malos ratos) lo han conseguido. Doy fe, no de los 40 años de ayuntamientos democráticos, pero sí de haber convivido y peleado con ellos y ellas las últimas tres décadas. De chapó.

El ‘pescado’ de Expoliva
EN VOZ ALTA |

Como cada año impar, aquí tenemos Expoliva a la vuelta de la esquina y con todo el ‘pescado’ prácticamente vendido, que es una feria señera y se organiza con previsión y con tiempo, como debe ser. Los principales inversores ya apostaron por estand singularizado y ahora se ajusta todo lo que rodea lo grande del interior y, por norma, engrandece también el éxito de la Feria. Seguro que veremos a los dueños de esas grandes extensiones de intensivo en Córdoba, Sevilla y Portugal, que nos van a birlar el mercado pronto.

Delegados y diversidad
EN VOZ BAJA |

El nombramiento de la exalcaldesa de Torredonjimeno, Maribel Lozano, como delegada del Gobierno, ha abierto el melón de las Delegaciones Provinciales, a repartir 3 a 3 entre PP y Ciudadanos y donde nada se da por finiquitado pero donde los nombres saltan y saltan, unos interesados, otros verdaderas posibilidades de ser ciertos y que seguramente, si se publican, alguien los tacha de la lista. Hay ‘miedo político’ en ellos y en ellas y hasta hacen jurar que nadie filtre nada. Serán de distintas ciudades.

muy personal

Darío Villanueva, director Academia de la Lengua: “La censura que ahora padecemos no viene del Estado ni de la Iglesia, ni de los partidos políticos, sino de una entidad gaseosa, no sabemos cuál, en la que todo el mundo tiene la posibilidad de ser censor”.
¡El ‘ser’ digital!

Pepe Rodríguez, cocinero de MasterChef:
“Fui un poco vidente; dije hace dos meses en la Fiesta del Aceite que me gustaría venir a Úbeda a hacer un programa y aquí estamos”.
¡Gran escaparate!

Esther Camí, enferma de cáncer: “Hay días en que lo único que tengo es mucha ira,

no tengo ningunas

ganas de reírme”.
¡Qué ejemplo!

adivina...

Fue alcalde y dejó de serlo porque era imposible que lo reeligieran por su “especial” mandato, ahora busca acomodo en la Junta

adivinanza...

¿Qué organización se mueve sigilosamente para cambiarle el nombre a una calle señera de Jaén?