• <span style="text-transform:uppercase">estreno.</span><i> Coches circulan por la nueva rotonda de acceso a la Fuente del Rey y Santa Ana.</i>
    estreno. Coches circulan por la nueva rotonda de acceso a la Fuente del Rey y Santa Ana.

juan rafael hinojosa

Sensación general de alivio. El tramo de El Portichuelo, donde se construyen dos rotondas, queda reabierto al tráfico rodado. Según las fuentes, se trata de una medida provisional que durará al menos ocho o diez días hasta que las obras entren en una fase en la que se ocupe la actual calzada de la carretera A-403R1 y vuelva a cortarse a la circulación.

La medida acaba con el incómodo rodeo de varios kilómetros que perjudicaba a quienes se dirigían desde Alcalá la Real hacia la Fuente del Rey, Santa Ana, Ribera Alta, Ribera Baja y Frailes, entre otros sitios. Las molestias generadas suscitaron un clamor ciudadano, ya que en el caso de los desplazamientos a la Fuente del Rey —una zona muy frecuentada en verano— se pasaba de dos a seis kilómetros. Igualmente, la interrupción del tráfico sobrecargaba de vehículo la Avenida de Andalucía, la variante sureste y la carretera de Iznalloz. Las quejas eran especialmente vehementes entre quienes tienen que desplazarse varias veces al día desde Alcalá la Real a Santa Ana o al revés.

Actualmente, la glorieta de acceso a la Fuente del Rey se encuentra en uso, aunque está pendiente de detalles, como la terminación de su interior y la de las cunetas. Mientras, las tareas están ahora centradas en la rotonda que coronará El Portichuelo. Los operarios trabajan en su ejecución desde el exterior de la calzada. En todo el tramo afectado por las obras la velocidad se encuentra restringida a veinte kilómetros por hora. Uno de los puntos más peligrosos actualmente es El Portichuelo, ya que el carril bici está cortado en la zona, por lo que peatones y vehículos de pedales tienen que salir a la carretera para continuar con su trayecto. Precisamente, por la zona de la A-403R1 pasará, el domingo por la mañana, el Día de la Bicicleta, con cientos de participantes que irán de Alcalá a Santa Ana y volverán al casco urbano.

Las rotondas en el área de El Portichuelo pretenden atajar la elevada cantidad de accidentes registrada en los últimos años. La Junta adjudicó las labores, que estarán acabadas en otoño, a Geocaminos, por unos 350.000 euros.