|
12/09/2018

El PSOE de Jaén denuncia que el alcalde de la capital, Javier Márquez (PP), va a dejar “en herencia a los jiennenses la intervención en diferido” del Ayuntamiento. Así lo indica el portavoz socialista, Manuel Fernández, quien califica como de “temerario” y de “gran irresponsabilidad” que la ciudad tenga que afrontar entre 2019 y 2022 la devolución de más de 110 millones de euros en intereses y préstamos a los bancos, “consecuencia de posponer el pago de los mismos de este mandato al siguiente”.

“Los datos reflejan lo que siempre hemos dicho, que el PP no estaba haciendo nada para resolver la situación de la ciudad y deja muy comprometidas las arcas municipales a quien gobierne el próximo mandato, que seguro que lo hará con más responsabilidad que él”, lamentó en una nota. Añadió que el PP tiene en sus propios papeles, los que manda al Ministerio para acogerse a un nuevo fondo de ordenación, la respuesta a qué esfuerzos está haciendo para solventar sus deudas con los bancos antes de comprometerse a más préstamos y que, a su juicio, son “nada”.

En este sentido, Fernández Palomino expresó: “Aplicó la ley del embudo con la deuda municipal”. “En estos años que Márquez va a estar como alcalde apenas ha de hacer frente a unos ocho millones de euros de intereses y capital de préstamos al año y deja para después de las elecciones el grueso por pagar, con anualidades de hasta 46 millones de euros”, añadió. Esta “mochila”, según Fernández, supone hablar de que una cuarta parte del presupuesto.