• A PIE DE CALLE. <i>Propaganda de los partidos políticos de Suecia.</i>
    A PIE DE CALLE. Propaganda de los partidos políticos de Suecia.
|
09/09/2018

Suecia celebra hoy unas elecciones generales, que podrían dar un vuelco al actual escenario político del país. En un hipotético contexto sin mayoría de los grandes bloques, los ultraderechistas Demócratas Suecos aspiran a obtener un resultado sin precedentes que les permita incluso manejar los hilos del futuro Gobierno. Unos 7,3 millones de ciudadanos están llamados a votar hoy en unas elecciones múltiples que, además de decidir el futuro de corporaciones locales, servirán para elegir a los 349 miembros del futuro Riksdag (Parlamento) y, de forma indirecta, al Ejecutivo llamado a gobernar el país durante cuatro años. Del total de diputados, 310 serán repartidos en función de los resultados en cada una de las 29 circunscripciones, mientras que para los 39 restantes se tienen en cuenta los datos de los partidos a nivel nacional.

Para entrar en el Parlamento, una formación debe obtener el 4 por ciento de los votos en todo el país o el 12 por ciento en una circunscripción. Los sondeos sitúan de nuevo como favorito al Partido Social Demócrata del primer ministro, Stefan Lofven, que gobierna desde 2014 en coalición con Los Verdes. Sin embargo, la histórica formación se arriesga a vivir una de sus jornadas más aciagas si, como se pronostica, obtiene solo el 25 por ciento de los votos. La suma de estas dos formaciones con La Izquierda, que ahora sí estaría dispuesta a entrar en el Gobierno, rondaría el 40 por ciento, una cifra que se antoja insuficiente si el centro-izquierda quiere conservar el poder.