Actualizado
miércoles, 22 noviembre 2017
16:04
h
URGENTE

Una Navidad más que positiva

La Asociación de Comerciantes e Industriales muestra su satisfacción por el resultado de la campaña

Satisfacción en el seno de la Asociación de Comerciantes e Industriales de Linares (ACIL) por cómo se desarrolló la campaña especial de Navidad organizada por el colectivo, así como por los resultados obtenidos durante las fiestas. El balance extraído habla de números positivos en lo que a las ventas y la ocupación hotelera se refiere, coincidiendo sobre todo con los días más señalados, tales como Nochebuena, Navidad, Nochevieja, Año Nuevo y Reyes, con sus “puentes”.

“Estos días se ha notado en las calles una afluencia muy importante de personas tanto de Linares como de otros puntos de la comarca y muchos turistas venidos de otros lugares. Esto ha sido muy bueno para el comercio y la hostelería, sectores en los que grandes profesionales han ofrecido calidad y buen trato a precios competitivos. Estamos bastante satisfechos y contentos por el trabajo realizado”, señaló el presidente de ACIL, Luis Pedro Sánchez.

El directivo destacó que la ocupación hotelera osciló entre el 45 y el 85 por ciento durante buena parte de la Navidad, mientras que buena parte de los bares y los restaurantes linarenses presentaron un buen aspecto de clientes, algo que también se evidenció en tiendas de ropa y complementos, fundamentalmente. “La ciudad destaca por su oferta comercial, turística y gastronómica, de ahí que haya sido buena opción solapar el final de la Ruta de la Tapa con el inicio de la Campaña de Navidad”, aseguró Sánchez.

El ir y venir de viandantes por las calles más céntricas del casco urbano era constante en las jornadas más señaladas. Zonas destacadas como las Ocho Puertas o el Pasaje del Comercio “bullían” en las franjas horarias consideradas punta, además de muchos otros puntos, como la Plaza del Ayuntamiento, El Lugarillo o las diferentes vías que componen el Centro Comercial Abierto (CCA). Y es que las diferentes actividades complementarias de la campaña navideña ayudaron a que la ciudadanía saliera a disfrutar de su entorno más cercano en una época tradicionalmente positiva para los vendedores.

“Actividades ya consideradas como tradicionales, como el trenecito o los mercados navideños han vuelto a registrar una muy alta participación con miles de personas. A ello se sumaron las diferentes novedades, como esa pista de hielo para los niños que tan bien funcionó, las minicampanadas o el musical de ‘Alicia en el País de las Maravillas’. Además, citas como la exposición de vehículos clásicos, los pasacalles infantiles y las actuaciones de los coros y orquestas locales llenaron de ambiente y de cultura la ciudad”, dijo el presidente de ACIL.

Una vez cerrada la etapa navideña, los comerciantes ponen sus ojos sobre la época de rebajas, que arrancó el sábado y para la que también hay previsiones positivas. Luis Pedro Sánchez calcula un ligero incremento de las ventas y del gasto medio este año.