Actualizado
viernes, 21 septiembre 2018
22:30
h
URGENTE

Ordenadores fuera de servicio en el colegio de Linares-Baeza

Recogida de firmas en Change.org por la falta de respuesta de la Junta y Endesa
  • PETICIÓN. Reyes Muñoz, impulsora de la recogida de firmas, en un aula acompañada por otra madre de alumnos.
    PETICIÓN. Reyes Muñoz, impulsora de la recogida de firmas, en un aula acompañada por otra madre de alumnos.

Los casi ochenta ordenadores que hay instalados en el Colegio de Educación Infantil y Primaria Alfonso García Chamorro, de la Estación Linares-Baeza, se pueden considerar como meros objetos decorativos en las aulas del centro formativo. Son máquinas inservibles, están fuera de servicio y no pueden ser utilizadas por parte del alumnado. Y el motivo no es otro que una subida de tensión eléctrica que los estropeó, el año pasado, y provocó que se vieran afectados en la fuente de alimentación y no se puedan encender. Un problema este al que, según manifiestan desde el colegio, nadie pone solución, de ahí que el “Alfonso García Chamorro”, calificado por la Junta de Andalucía como centro asociado a la red TIC (Tecnologías de la Información y la Comunicación), se vea privado, desde entonces, de poder trabajar y ofrecer a sus estudiantes actividades y recursos a través de los medios informáticos. “Ni Endesa ni la Junta de Andalucía se hacen responsables de lo ocurrido, a pesar de haber presentado varias reclamaciones y escritos”, señaló la directora del colegio, Remedios Rodríguez.

Cuando se produjo el fallo eléctrico, en mayo de 2015, la compañía suministradora del servicio envió un técnico a hacer una revisión y, a pesar de las reclamaciones interpuestas, no llegan las respuestas positivas a la comunidad educativa. Al mismo tiempo, desde el colegio señalan que la Administración autonómica tampoco da soluciones, alegando que los ordenadores afectados por la subida de tensión ya no están en garantía, porque tienen más de dos años. “Los alumnos no pueden hacer nada con los ordenadores y resulta paradójico que seamos un centro TIC y no tengamos recursos para dar ese servicio. Se intentaron arreglar algunos, pero se vuelven a estropear. En dirección y jefatura tenemos uno que fue arreglado con nuestro dinero y, cuando hace falta, nos traemos los portátiles nuestros de casa para poder trabajar”, indicó Rodríguez.

Tal y como comenta la directora del colegio, los ordenadores ya se habían convertido en un recurso importante a la hora de impartir las clases. “Para hacer el aprendizaje más ameno, hacíamos actividades como lecturas comprensivas, búsqueda de información, trabajos por proyectos y enseñábamos a hacer un currículum o a enviar correos electrónicos, entre otras propuestas. Todo eso, por desgracia, ya no lo podemos realizar”, agregó la docente.

Por todo ello, Reyes Muñoz, una madre de tres alumnas del centro, decidió abrir una petición en la conocida plataforma de recogida de firmas Change.org, con el firme propósito de hacer público este problema y, así, poder recabar el apoyo de la ciudadanía en busca de una solución satisfactoria. “La Junta de Andalucía dice que ya no están en garantía y Endesa tampoco se hace responsable de la avería, con lo cual los pocos alumnos del centro no disponen de medios tecnológicos con los que trabajar. A ver si haciendo un poco de ruido nos presta la Junta de Andalucía la atención que demandamos tanto los padres, madres y profesores como los alumnos”, indicó Muñoz. Hasta el momento, la petición ya ha recibido el respaldo de casi doscientas personas en los días que lleva abierta en internet. La comunidad educativa insiste en la importancia y necesidad del arreglo.