Actualizado
domingo, 24 junio 2018
11:35
h
URGENTE

Los gitanos “arrojan luz” a la labor por la integración social

La fundación abre sus puertas para recibir a toda la ciudadanía
  • CREAR CONCIENCIA. La responsable provincial de la Fundación Secretariado Gitano, Eva Lechuga, junto a los alumnos del programa “Aprender trabajando”.
    CREAR CONCIENCIA. La responsable provincial de la Fundación Secretariado Gitano, Eva Lechuga, junto a los alumnos del programa “Aprender trabajando”.

Visibilizar el trabajo que a lo largo de todo el año realizan por la integración social de los gitanos. Este es el objetivo que persiguen unas jornadas que, además, se celebran en toda España, en las más de 54 sedes que la Fundación Secretariado Gitano tiene repartidas por el país. En este sentido, Linares se convirtió en el foco de unas actividades que giraron en torno a la visibilización tanto del colectivo dentro del mundo social y laboral, como de la labor que se hace desde la asociación para conseguir, en definitiva, su plena integración.

“Las jornadas se celebran desde hace cuatro años, en dos ocasiones las organizamos en las instalaciones del Parque Mariana Pineda y, en otra, las realizamos en Alcampo, ya que junto a ellos tenemos el programa ‘Aprender trabajando”, subrayó Eva Lechuga, responsable provincial de la Fundación Secretariado Gitano, que puso en valor unas jornadas en las que se vivieron de primera mano momentos de convivencia y compañerismo. De este modo, una serie de alumnos que, a día de hoy, realizan prácticas empresariales en el Centro Comercial Alcampo, fueron los maestros de ceremonias. “Se han encargado de adornar toda la sede para las jornadas y para recibir a un grupo de estudiantes que vienen del Instituto Himilce”, puntualizó sobre una jornada que pretende inculcar a los más pequeños el trabajo que se realiza en favor de la inclusión en la sociedad de los gitanos. Así, se trata, tal y como explicó Lechuga, de un día en el que la reivindicación se da la mano con la celebración. Por un lado, reina la alegría por todos los logros conseguidos en esta materia, aunque, por otro, son conscientes de que aún queda “mucho por hacer”.

“APRENDER TRABAJANDO”. En esta misma línea, una de las labores que realizan desde la asociación radica en uno de sus programas laborales. “Aprender trabajando” trae consigo un periodo de prácticas en entornos reales de trabajo. “En total son 16 alumnos los que participan en este plan”, incidió Lechuga, a la vez que puso de relieve su agradecimiento a la “predisposición” de Alcampo, centro comercial que acoge a estos alumnos en prácticas. “Siempre están abiertos a colaborar en todos y cada uno de nuestros proyectos y, fundamentalmente, en el programa ‘Aprender trabajando”, aseguró la responsable acerca de una empresa “como pocas” en Linares. “La verdad es que es un grupo de alumnos muy grande, por lo es de valorar la gran capacidad de absorción que tienen”, señaló Lechuga, al mismo tiempo que hizo hincapié en que es de las “pocas empresas que, en la ciudad, están capacitadas para acoger, hacer y realizar este tipo de programas”. De esta forma, los chicos terminan su periodo de prácticas el próximo 3 de agosto. “Aprender trabajando” concluye así un año más en el que se apuesta por la formación de los alumnos en entornos prácticos y la inserción laboral del colectivo. Algo que llena de alegría a los miembros de la Fundación Secretariado Gitano.

Además, Lechuga destacó que hace bien poco de la publicación del informe sobre la situación de este grupo, en el que se reflejan algunos resultados del trabajo que se hace desde la asociación. “Funcionamos todo el año y nuestras puertas están siempre abiertas para la ciudadanía”, dijo la responsable, que quiso poner de manifiesto una labor que hacen y por la que trabajan los 365 días del año. Eso sí, ayer fue un día en el que todo eso se dio a conocer al resto de los linarenses. Una jornada que, a buen seguro, sirvió para mejorar la integración social de los gitanos.

Las mujeres “se quitan las telarañas” de encima para avanzar como iguales

“Voy a quitarme telarañas”. Así se llama la canción creada por Marina Carmona y a la que pone voz la artista Soleá Morente. Unas notas musicales que no buscan otra cosa que conseguir, en palabras de la responsable en la provincia de la Fundación Secretariado Gitano, Eva Lechuga, la promoción “en todos los sentidos” de las mujeres gitanas. La salida a las redes sociales de esta canción se enmarca en la campaña “Gitanas en estéreo”. En esta línea, Lechuga destaca el trabajo de la técnica de Igualdad de la asociación, Sheila Carmona, que hoy termina su intervención con un grupo de mujeres. “El objetivo de su trabajo es lograr la promoción de las gitanas para que tengan un nuevo horizonte”, dijo, acerca de unas actividades en las que se tocan varias temáticas. “Hay un bloque en el que se ven competencias muy genéricas, y otro en el que se profundiza en materias como la formación y el empleo”, apuntó Lechuga a la vez que puso de relevancia lo más importante de todo que, para ella, es que las mujeres “se sientan capaces de hacer lo que realmente les gusta en la vida”. Así, se trata de romper estereotipos y una doble discriminación, ya que la sociedad pone a estas mujeres en una posición inferior por su género y por ser gitanas.