Actualizado
viernes, 17 noviembre 2017
20:07
h
URGENTE

Una mujer se pone de parto en el examen de conducir

Tan solo llevaba quince minutos al volante cuando las contracciones le impidieron continuar con la prueba
Ver comentarios
  • PARTO. Andrea Campos y Manuel Felipe Mosquera, junto a sus pequeños.
    PARTO. Andrea Campos y Manuel Felipe Mosquera, junto a sus pequeños.

El pequeño David Emmanuel tenía prisa por llegar al mundo. Su madre, Andrea Campos, salía de cuentas este viernes, 17 de noviembre, y quería sacarse el carné de conducir antes de dar a luz, así que después de un mes y medio de preparación de la prueba, a primera hora de la mañana de ayer se presentó al examen. Aunque no pudo terminarlo. “A las cinco de la madrugada del martes empezaron las contracciones y fuimos al hospital, pero como no eran muy seguidas me dieron el alta, así que me fui a hacer la prueba, tal y como tenía previsto”, explica Campos. El marido, Manuel Felipe Mosquera, siguió al coche de la autoescuela con su vehículo, por si ocurría lo que finalmente pasó. La prueba apenas duró quince minutos, puesto que entre la salida de tráfico en dirección a la Avenida de Madrid, las contracciones eran cada vez más seguidas.

“Al poco de empezar el examen Andrea Campos no podía ni moverse, y el examinador se dio cuenta. Una vez que paró la prueba, le ayudamos a bajar del coche y, nada más poner el pie en el suelo, rompió aguas”, explica el profesor de la Autoescuela Highway, Juan Ángel Amezcua. En ese tiempo cometió varios errores debido a la situación en la que se encontraba, como era la tardanza en salir de un semáforo a pesar de que se encontraba en verde. Tras las conversaciones con el examinador, la autoescuela consiguió que le convalidaran el examen, con lo que no le contará la convocatoria. Amezcua recuerda que Campos se apuntó a la autoescuela cuando estaba en el séptimo mes y medio de gestación con la intención de sacárselo antes de dar a luz: “En apenas una semana aprobó el teórico y en las prácticas ha dado muestras de que es muy válida”. Llegó al hospital con cuatro centímetros de dilatación, por lo que tan solo quince minutos después, el pequeño Emmanuel David ya estaba en el mundo. “Estamos muy contentos porque todo ha salido bien. Y, desde luego, no olvidaremos cómo ha ocurrido todo”, indica Andrea Campos.

También recordó Juan Ángel Amezcua que el pasado mes de octubre se examinó su marido, Manuel Felipe Mosquera, en una prueba que también resultó un tanto curiosa: “Quiso examinarse el mismo día en el que se casaba y, a pesar de que le quité las ganas porque pensaba que iba a estar muy nervioso, aprobó”. Una familia, así, la Mosquera-Campos, para la que la autoescuela ha marcado varios momentos importantes.