Actualizado
domingo, 17 diciembre 2017
13:43
h
URGENTE

Una invitación para disfrutar de los sentidos

Ver comentarios

El mercado de abastos es pura esencia. Viene del zoco árabe, que a su vez es heredero del antiguo mercado romano. Por eso, es un lugar donde se establecen relaciones humanas muy fuertes. Más allá de esto, es una explosión de colores y olores —qué pena que no se puedan apreciar en una fotografía— que confecciona una atmósfera distinta y especialmente atractiva. Los mercados de la ciudad ofrecen una invitación para pasear por su puestos, adquirir la mejor materia prima y disfrutar del cariño de sus tenderos.